MUNDO

Así son las lujosas juergas en España del hijo del hombre fuerte de Maduro


Mitchell Padrino estudia en Madrid. Es hijo del ministro de Defensa de Venezuela, Vladimir Padrino. En estos últimos días ha circulado un video que lo muestra consumiendo bebidas alcohólicas, fumando una cachimba e ingiriendo una pastilla azul


El hijo de Vladimir Padrino López | Foto: Instagram / ABC
Escuchar el artículo   Publicidad Pausar Lectura

Hace 6 días

Mientras los venezolanos en su país batallan con una galopante escasez de alimentos a la que, en los últimos días, se sumó un apagón eléctrico que derivó en saqueos y aprehensiones, en España el hijo del hombre fuerte de Nicolás Maduro, Mitchell Padrino, gasta dinero en lujosas y extravagantes fiestas, según reporta el diario ABC.

Un video publicado en Instagram, que ha circulado esta semana en internet, muestra al hijo de 24 años del ministro de Defensa y pieza clave del chavismo, Vladimir Padrino, consumiendo costosos tragos, fumando una cachimba e ingiriendo una pastilla azul.

"Y tenemos al hijo de Padrino López aquí en Madrid comprando botellas de 700 euros y pastillas de éxtasis para regalarlas a todo el mundo. Este joven organiza fiestas privadas de Miles de euros donde invita a todo el mundo corriendo él con todos los gastos. Adivina con el dinero de quién... Sí, con el tuyo...", dice el mensaje que acompaña a uno de los videos compartidos.



Según el diario español ABC, el hijo del ministro de Defensa de Venezuela armó la juerga en la exclusiva terraza de Casa Suecia, en Madrid, en el piso 11 del hotel NH Collection.  Un lugar que ya ha visitado en otras ocasiones y que permite ser cerrado para eventos privados. El rotativo español señala que, en mayo de 2018,  el hijo de Padrino realizó otra fiesta en ese lugar.

De Mitchell solo se sabe que estudia en Madrid, pero se desconoce qué o el lugar en el que vive. En ese país también se encuentra su hermana Yarazetd (22), ambos fruto del matrimonio de Padrino López con Yarazetd Betancourt.

En el vídeo se lo puede ver en medio de muchas personas fumando una cachimba detrás de una mesa con botellas. La persona que publicó el contenido en Instagram, que ya alcanzó 161.536 reproducciones en tres días y levantó una ola de críticas, señaló que el costo de las botellas alcanza los 700 euros cada una, pero la Casa Suecia le dijo a ABC que el precio ronda los 120 euros.

TE PUEDE INTERESAR:





 




En esta nota