MUNDO

América Latina, todavía la región más pacífica


El Índice de Paz Global publicado hoy en Londres alerta que la paz en el mundo cayó a su nivel más bajo en seis años. Preocupa Oriente Medio y África

Conflictos Venezuela
Escuchar el artículo Pausar Lectura

08/06/2016

El mundo ha experimentado "la mayor caída en su nivel global de paz en seis años" debido a factores como el aumento del terrorismo y una mayor inestabilidad política, según el Índice de Paz Global 2016, publicado hoy en Londres. Aún así, América Latina es en 2016 algo más pacífica que el pasado año, con una disminución en las tensiones y la inestabilidad interna en algunos países, según revela el estudio internacional.

Este documento, elaborado por el prestigioso Instituto para la Economía y la Paz (IEP), ha tenido en cuenta factores como los conflictos nacionales e internacionales, la seguridad en la sociedad o la militarización en 163 naciones.

En el caso de Latinoamérica, el IEP detectó mejoras en materia de seguridad en Centroamérica y el Caribe, siendo Costa Rica, en el puesto 33, el país de esa región con mejor posición por sus bajos niveles de militarización.

También América del Sur registró avances en su puntuación general desde 2015, debido a los menores niveles de conflicto internacional y militarización localizados en esa región.

No obstante, el Índice halló una significativa agitación social en países como Venezuela -situada en la posición 143 del ránking- así como en Brasil -en la 105-, donde la inestabilidad política aumentó meses antes del comienzo de los JJOO en Río de Janeiro este verano.

En el caso concreto de Brasil, se registró un incremento del 15 % de inestabilidad política, a la par que un deterioro en la tasa de encarcelamientos, una "tendencia preocupante" antes del evento, según el citado Instituto.

El país suramericano más pacífico fue, un año más, Chile -en el puesto 27- seguido de cerca por Uruguay -en el 35- mientras que, su parte, Panamá se posicionó en el lugar 49.

Este último país registró uno de los avances más visibles en todo el índice al avanzar 24 posiciones desde el pasado año hasta la 49, seguido de Tailandia, gracias a indicadores como la reducción en "la probabilidad de manifestaciones violentas" y la bajada de inestabilidad política.

Por su parte, Argentina se posicionó en el puesto 67 de este ránking -detrás de Togo y seguida de Mozambique- mientras que Nicaragua, Ecuador, Paraguay y Bolivia ocuparon los puestos 69, 76, 80 y 81 en la clasificación.

Atendiendo a los diferentes indicadores, Cuba y Perú, según esto, empataron en el puesto 85 y la República Dominicana, en el 99, igualó en puntos con Papúa Nueva Guinea.

En cuanto a los países latinoamericanos con menor índice de paz figuraron Honduras y El Salvador -igualados a puntos en el puesto 111-, Guatemala (117), México (140), la ya citada Venezuela (143) y Colombia, el menos pacífico en el puesto 147.
El filántropo y empresario australiano Steve Killelea, fundador y presidente ejecutivo del IEP, dijo a Efe que la caída en la paz global -"de un 4-5 %"- "es la mayor en los últimos seis años", y a ello han contribuido factores clave como "los conflictos desarrollados en Oriente Medio".

Killelea destacó el "incremento de la actividad terrorista, la inestabilidad política y los persistentes conflictos internos" como otros indicadores que han tenido un impacto en el Índice.

El estudio detectó que "los conflictos internos en la región de Oriente Medio y África (MENA) se arraigaron más" durante este año al tiempo que las partes externas se han ido implicando cada vez más en esos conflictos, con el consiguiente aumento de las "guerras indirectas" entre naciones.



 




En esta nota