SOCIEDAD

Mujeres marcharon para ‘ponerle el pecho a la vida’


El propósito fue concienciar a las cruceñas para no temer al estudio mamario, hacérselo una vez al año y así detectar a tiempo la enfermedad. Según datos del Oncológico, 12 de cada 100 mujeres da positivo a la prueba y casi 8 de ellas fallece

El objetivo fue visibilizar la enfermedad y romper con la apatía y el miedo a la mamografía

20/10/2017

En octubre del año pasado, gracias a las campañas contra el cáncer de mama, se logró que 434 mujeres acudan a hacerse una mamografía (un mes antes apenas fueron 175) y, de esa cantidad, 31 dieron positivo a esta  temible enfermedad. Este año las autoridades de salud esperan superar el número de mujeres que se someten a un estudio de mamas aprovechando que tanto los centros privados como los públicos (hospital Oncológico y maternidad) están ofreciendo este servicio a mitad de su precio real. En el primer lugar se cobra Bs 400 y ahora (solo por octubre) Bs 200, y en el segundo el precio es de Bs 160 y ahora es de Bs 80.

Para concienciar sobre el cáncer de mama y lograr que más mujeres se sometan al autoexamen y a la mamografía, ayer marchó un centenar de mujeres y a la cabeza estuvo el director del Sedes, Joaquín Monasterio, y la reina del Carnaval, Carla Áñez. Recorrieron a pie portando pancartas que hacían recuerdo que el 19 de octubre es el Día Mundial de la Lucha contra el Cáncer de Mama. Partieron del frontis de la universidad Udabol (sobre el tercer anillo interno) hacia las puertas del hospital Oncológico. 

Al final del recorrido se instaló una feria de salud en la que se amplió la información respecto a esta enfermedad, que es la segunda causa de muerte oncológica entre las mujeres del país.  

Cifras que asustan

Ángela Carreño, responsable departamental del Programa de cáncer de cuello uterino y de mama, manifestó que en  la gestión 2016 se realizaron 2.053 mamografías, de las cuales 204 dieron positivo de cáncer de mama. “Esto quiere decir que en el departamento se tiene una incidencia del 12% (de cada 100 mujeres 12 padecen la enfermedad) y de ese total hay una mortalidad del 7,8%”, indicó.  

Al respecto, el director del Sedes manifestó que solo las cifras del Oncológico dan cuenta de que del total de casos de cáncer que se atiende un importante porcentaje de pacientes llega a fallecer. “Estamos en un porcentaje muy elevado, esta problemática es una asignatura pendiente del Estado. Mientras tengamos más educación vamos a tener menos problemas con esta enfermedad que puede prevenirse y curarse”, dijo.   

También hizo hincapié en el descuento del 50% en todos los establecimientos de salud que hacen mamografías: “Se trata de que la gente pueda acceder a estos  servicios, todo esto para mí debiera ser gratuito, pero eso depende de una decisión política del Gobierno Nacional, de aplicar un presupuesto que cubra las necesidades de salud de nuestra gente, que en su gran mayoría no puede pagarse este servicio”. 

Por su parte, la reina del Carnaval gritó: “Estamos aquí para decirle no al cáncer y sí a la vida. Hoy en día tener cáncer de mama no es sinónimo de muerte, gracias a la tecnología podemos prevenir esta terrible enfermedad que se roba la vida de muchas de nuestras mujeres bolivianas. Hagámonos nuestra ecografía, nuestra mamografía, salvarnos la vida nos puede tomar simplemente 10 minutos”.

Una historia más

María Lourdes Molina (45) es decoradora paisajista. Hace un año se enteró de que tenía cáncer de mama y empezó el tratamiento. Este lunes la operaron, le hicieron una mastectomía doble (le quitaron ambos senos). “Mi abuela murió de cáncer de mama, yo me hacía los estudios, pero no como debe ser, porque todos los años uno debe hacérselos  y  yo me descuidé un año y en el transcurso de ese año me dio cáncer. Este mal es oportunista, espera el menor descuido y ataca”, señaló. 

Con una pañoleta en la cabeza se sumó a la marcha que llegó al Oncológico, confesó que “lo peor que puede pasar es que te digan que es tarde, que ya nada se puede hacer más que darte calidad de vida”. Ella está en plena batalla, pero con una gran actitud: “Toda enfermedad trae un regalo oculto, lo estoy descubriendo cada vez que veo la amabilidad de las personas y la ayuda que me han brindado aquellos que menos esperaba”.

PARA TOMAR EN CUENTA

Enfermedad curable
Es curable cuando se diagnostica y se trata de forma temprana. Informarse y estudiarse pueden salvar la vida.

Factores de riesgo
Las más afectadas tienen por encima de 40 años. Otro factor de riesgo es tener familiares con antecedentes de cáncer de mama. También quienes tuvieron una pubertad precoz (antes de los 12 años) y menopausia tardía (posterior a los 55 años). Quienes no tuvieron hijos o tuvieron su primer parto después de los 30. Por último, influye el sobrepeso, tabaquismo y alcohol.

Cuándo hacerse el examen
Cada mes, siete días después del comienzo de la regla y elegir ese día fijo para hacerlo cada mes. Si se palpa un nódulo o cambios en la piel o el pezón, hay que acudir a un centro de salud o consultar especialista.

Estudios
Realizarse una mamografía anualmente a partir de los 40 años. Antes de esa edad se debe hacer una ecografía mamaria. 

Detección a tiempo
Si el cáncer se detecta en fase inicial, hay un 90% de probabilidad de vida.



En esta nota



e-planning ad