SOCIEDAD

La prueba del talón evitó el cretinismo en 120 niños cruceños


Este servicio que el sistema médico local aplica se ofrece de forma gratuita en la maternidad Percy Boland y en todos los centros de salud del departamento


Mariela Camargo hizo ayer la prueba a su pequeño Miguel Ángel Gálvez
Escuchar el artículo   Publicidad Pausar Lectura

14/03/2019

El Servicio Departamental de Salud (Sedes) y el Hospital de la Mujer Percy Boland celebraron ayer los 10 años de la puesta en vigencia del programa de hipotiroidismo congénito, ahora llamado tamizaje neonatal, que consiste en la prueba del talón a los niños recién nacidos para detectar de forma precoz esta enfermedad que causa cretinismo o retraso mental.

Marcelo Ríos, director del Sedes en Santa Cruz, informó de que en los 10 años de aplicación de esta estrategia de salud pionera en el país, mediante el pinchazo y la extracción de una gota de sangre del taloncito del paciente, se lograron detectar 120 casos de niños afectados por la baja cantidad de hormonas tiroideas y, mediante un tratamiento completo y oportuno, ninguno sufrió retraso mental.

“Hoy celebramos 10 años de la prueba del talón o el test del piecito, que es un esfuerzo de Santa Cruz y esfuerzo también de las madres que son atendidas en el Hospital de la Mujer. Este servicio, cuyas investigaciones se iniciaron hace 15 años, se ha extendido de forma gratuita en todos los centros de salud del departamento”, manifestó Ríos.



La prueba detecta otros males

Según las autoridades de salud, el año pasado nacieron 63.000 niños en el sistema público del departamento, de los cuales un poco más de 46.700 fueron sometidos a la prueba del talón, lo que significa que más de 16.000 se quedaron sin el importante diagnóstico y con riesgo de desarrollar, además de hipotiroidismo congénito, hiperplasia suprarrenal congénita, fibrosis quística y fenilcetonuria.

La hiperplasia suprarrenal congénita o síndrome perdedor de sal causa trastornos en las glándulas suprarrenales, par de órganos del tamaño de una nuez ubicados encima de los riñones; la fibrosis quística altera la correcta funcionalidad de los pulmones y del sistema digestivo y la

fenilcetonuria puede producir alteraciones en el desarrollo neurosensitivo del paciente, informó Angélica Fierro, responsable del Programa de Enfermedades No Transmisibles del Sedes.



El test del piecito debe realizarse al niño dentro de los tres días de nacido. Una vez detectadas algunas de las deficiencias mencionadas el paciente no debe abandonar el tratamiento.