REVISTA EXTRA

La histórica calle Jaén 


Repleta de magia y museos así es una de las calles más tradicionales de la ciudad sede de Gobierno

Aparecían carretas que eran guardadas en este lugar. Los testimonios de aparecidos son varios. el mismísimo pedro Domingo Murillo sale a conversar

16/07/2017

Por: Javier Méndez Vedia | Fotos : Archivo Museos, Boliviaweb, Carlos Orías B.

El aburrido joven cruzaba la calle Apolinar Jaén cuando un grave caballero subía. El joven lo vio extrañamente vestido y pensó que salía de una fiesta de disfraces. Le pidió fuego y el hombre, enojado, le respondió que no tenía y que hable mejor. “Es el colmo cómo hablan hoy”, protestó. “Qué clase de padres te habrán criado”. El joven se molestó y ambos terminaron desafiándose a los puños. Ante el primer puñetazo, el joven se dio cuenta de que su mano atravesaba la imagen. Cuando se dio cuenta que peleaba con un fantasma, le dijo que no iba a hacerle daño y se pusieron a charlar. El grave caballero comenzó a contar cómo lo habían ahorcado y protestaba porque la estatua de la plaza en realidad no reflejaba su aspecto físico. Es una de las leyendas de la calle Apolinar Jaén, que lleva el nombre de un luchador por la independencia que, como Pedro Domingo Murillo, el fantasma que se apareció al joven, fue ejecutado. 

En esa calle está la casa en la que vivió el prócer, convertida en un museo.  Entre las habitaciones de la planta alta destaca la Sala de Oratorio, con una reconstrucción de un retablo del siglo XVIII. En la Sala de la Conspiración hay una gran mesa y sillas de distinto estilo que recrean el ambiente de las reuniones que en esos días de julio de 1809 llevaron a la formación de la Junta Tuitiva, cuya Proclama expresaba el deseo de liberar al Alto Perú del imperio español. 

Museo Costumbrista
El Museo Costumbrista Juan de Vargas lleva el nombre del primer alcalde de La Paz. Se pueden apreciar pinturas de La Paz de antaño como el antiguo tranvía y de la vitalidad de los tambos precolombinos. Hay una reproducción de la vestimenta del chucuta, atuendo indígena de mediados del siglo pasado. Llama la atención una armadura española de la época de la conquista. 

Museo del Litoral 
Exhibe las vidas de héroes de la Guerra del Pacífico, como Ladislao Cabrera y Eduardo Abaroa. También destaca la figura de Ignacia Zeballos, que participó en la Batalla del Alto de la Alianza y en la Guerra del Pacífico. Fue la creadora de la Cruz Roja Boliviana. Sus restos reposan en una rotonda de Warnes. 
  
Museo de Metales Preciosos
Resguarda el Tesoro de San Sebastián, la colina de Cochabamba que fue defendida por las célebres Heroínas de La Coronilla el 27 de mayo de 1812. Los tesoros de un enterramiento fúnebre tiwanakota en esa colina fueron rescatados en 1916 por el geólogo Federico Armestegui. Años después, este y otros tesoros dieron origen al museo, hoy uno de los más visitados. Desde 1976, año de creación del museo, el tesoro es la atracción principal. 

Instrumentos musicales 
Las leyendas cuentan que en la esquina donde está el Museo de Instrumentos Musicales de Bolivia se guardaban los caballos y carruajes que hasta hace poco algunos veían por la calle. También cruzaba una carroza de fuego, hasta que decidieron poner una cruz verde, que hizo cesar las apariciones. 
Muchos de los instrumentos que se pueden ver han sido creados por el eximio charanguista y compositor Ernesto Cavour.Se pueden ver instrumentos precolombinos de todo el país y también las adaptaciones locales de los instrumentos de la península. 



En esta nota



e-planning ad