EXTRA

Increíble, conoce la historia del niño que se perdió en el drenaje


Cayó en una alcantarilla mientras jugaba. A pesar de haber caído a 25 pies (7.6 metros) de profundidad, el menor solo resultó con rasguños

El joven fue encontrado a casi un kilómetro de donde cayó. Foto: Internet
Escuchar el artículo Pausar Lectura

09/04/2018

Vivió para contarlo. Un adolescente de 13 años fue rescatado después de caer en un sistema subterráneo de tuberías de la ciudad de Los Ángeles (EEUU) donde permaneció por 13 horas.

Jesse Hernández cayó unos mas de siete metros en una tubería de 4 pies de diámetro mientras jugaba con otros niños en la parte superior de una estructura de la Oficina de Saneamiento de Los Ángeles en Griffith Park, según el reporte de Univisión.

El incidente que provocó una operación de búsqueda y rescate por parte de las autoridades. Sin embargo, el muchacho se perdió en una zona tóxica tan peligrosa que los rescatistas no pudieron bajar a buscarlo. Cayó la noche y no había señales de él.

Casi 12 horas después de la desaparición de Jesse, las cámaras que usaron para tratar de localizarlo registraron marcas de manos en la pared de la alcantarilla.

Al chico se le ocurrió que así se enterarían que seguía con vida. Pero no se detuvo ahí, el sistema de drenaje lo llevó más abajo y terminó en un sitio tétrico y pestilente donde no pudo hacer nada más que rezar.

"Cuando estaba abajo le dije a Dios que no me dejara ir, que me rescataran. Todo el tiempo estaba oscuro, no lloré", aseguró.

En medio de la búsqueda, los rescatistas abrieron una puerta de mantenimiento para colocar cámaras y fue entonces cuando “Jesse fue encontrado alerta y hablando”, según el reporte de las autoridades.

Afuera, lo primero que hizo fue pedir un celular para avisarle a su familia que estaba bien y que lo llevaban a un hospital.

Casi de milagro, Jesse solo resultó con raspones en las rodillas, las manos y en el rostro. Una revisión médica determinó que el adolescente está sano, pero le dieron cuatro días de recuperación.



 




En esta nota