ARQUEOLOGÍA

Hallan indicios de una enorme civilización perdida en la Amazonía


El descubrimiento evidencia que el sureste de la Amazonía fue habitado por millones de personas en la etapa precolombina. Encontraron 81 geoglifos lejos de los ríos


El descubrimiento proporciona evidencias de regiones altamente pobladas en el estado brasileño de Matto Groso, fronterizo con Bolivia
Escuchar el artículo Pausar Lectura

29/03/2018

La Amazonía se consideró durante años una región prácticamente deshabitada hasta la llegada de los colonizadores españoles y portugueses. Sin embargo, un grupo de investigadores del Reino Unido y de Brasil encontró pruebas de la existencia de civilizaciones de hasta un millón de personas lejos de los ríos, entre los siglox XIII y XVI, según una publicación de Nature Communications.

El descubrimiento fue posible gracias a imágenes satelitales del estado brasileño de Mato Grosso, que es froterizo con Bolivia (aproximadamente desde la zona norte del Parque Noel Kempff, en Beni; hasta Puerto Quijarro, en Santa Cruz).

El biólogo holandés radicado en Riberalta, Vincent Vos, escribió en su cuenta de Facebook que no la mayoría de los sitios que señala estudio ya se conocían pero que lo novedoso "está en la extrapolación del tamaño y el alcance de esta población precolombina".

Según el especialista, existe un debate entre arqueólogos en cuanto al número de personas que habitaba la región. "Este estudio muestra que por lo menos en el suroeste de la Amazonía (Bolivia y áreas colindantes) las comunidades no se restringían a las orillas de los ríos, pero que también vivían en zonas interfluviales (de bosque alto), implicando que las civilizaciones eran mas grandes (y mas avanzadas) que lo que pensaron posible", afirma Vos.

 Unade las imágenes publicadas en el estudio

Las pruebas

Las imágenes muestran la existencia de 81 geoglifos que, suponen, se usaron con fines ceremoniales. Según el portal Russia Today, los científicos pasaron un mes explorando 24 lugares arqueológicos: encontraron instrumentos de piedra, piezas de cerámica rotas, así como terreno enriquecido, el llamado 'terra preta', y carbón.

A partir de estos hallazgos, los científicos crearon un modelo informático para predecir dónde se podrían encontrar otros lugares similares.

El resultado indica que en un área de unos 400.000 kilómetros cuadrados, en el sur de la Amazonía, podría haber 1.300 geoglifos, la mayor parte de los cuales aún no se ha encontrado.

Las predicciones hechas por los científicos sobre la densidad de la población superan ampliamente lo que se creía hasta ahora. Se estima que en tan solo un 7% de la cuenca del Amazonas vivieron entre 500.000 y un millón de personas. Según las estimaciones anteriores, en toda la cuenca vivían alrededor de dos millones de personas. 

Lee la publicación de Nature Communications (disponible solo en inglés):



 




En esta nota