SOCIEDAD

En cuatro centros se hacen pruebas para prevenir el cáncer de útero


La prueba de Captura Híbrida es gratuita, simple y permite saber si una mujer tiene una o más variantes del Virus de Papiloma Humano, que causa el cáncer de cuello uterino, el cáncer que más bolivianas mata


Las vacunas contra el VPH, que provoca cáncer, están dirigidas a niñas de 10 a 12 años
Escuchar el artículo Pausar Lectura

Hace 5 días

El cáncer de cuello uterino que, según la Organización Mundial de la Salud, en Bolivia mata entre 4 y 5 mujeres cada día, se puede prevenir a través del papanicolau y también de la prueba de Captura Híbrida, cuyo costo es gratuito en todo el sistema público.

La prueba del papanicolau, que se aconseja a toda mujer que tiene una vida sexual activa, debe hacerse una vez al año.

En cuanto a la prueba de Captura Híbrida, en Santa Cruz, desde julio, solo cuatro centros de salud la realizan de forma gratuita: El Preventiva Sud, el Universitario Norte, el Sagrada Familia y el San Luis.

Este examen permite saber si una mujer tiene una o más variantes del Virus de Papiloma Humano (VPH), que causa un 90% el cáncer de cuello uterino. Es recomendado para mujeres de entre 30 y 49 años de edad. Es simple, gratuito, seguro y no produce dolor al igual que el papanicolau.

Si el examen de Captura Híbrida es negativo, la persona puede dejar de hacerse el papanicolau durante cinco años porque no tiene posibilidad de contraer el cáncer de cuello uterino.

Para frenar las muertes de mujeres por causa de este tipo de cáncer, el Servicio Departamental de Salud (Sedes) de la Gobernación y el Instituto Oncológico han lanzado una campaña para convocar a las féminas a someterse a estos estudios.

Joaquín Monasterio, director del Sedes, informó que el año pasado se registraron 335 casos de cáncer de cuello uterino en Santa Cruz.

Según Monasterio, 110.000 mujeres en edad fértil deben hacerse el papanicolau; sin embargo, solo el 63% lo hace, pese a que es gratuito y permite detectar el cáncer en su etapa inicial.

De las personas que se someten al papanicolau, el 3,5% da positivo a la enfermedad y se les aconseja que sigan un tratamiento, pero muchas no lo hacen (especialmente por falta de recursos económicos) y acaban muriendo.

Es mejor prevenir

Martha Alicia Arrien, directora del Oncológico, instó a las mujeres a someterse a estos estudios para prevenir el cáncer uterino.

“Todo el mundo grita por tener tratamiento del cáncer, pero el tratamiento es caro y utiliza muchas cosas, como el acelerador lineal, la quimioteropia y la cirugía. Casi el 80% de las pacientes que llegan al hospital vienen con la enfermedad avanzada, siendo que, para que se presente como cáncer, a la enfermedad le toma 10 o 20 años. La gente, en vez de estar gritando por tratamiento, debe prevenir”, opinó Arrien.

Según datos del Ministerio de Salud, los cánceres de cuello uterino, mama, próstata y estómago son los más frecuentes en el país.

Del total de mujeres diagnosticadas con cáncer, el 24% es de cáncer de cérvix y el 17% de mama; en los hombres, el 17% es de próstata y el 8% de estómago.

Los centros de Salud

Centro preventiva SUD
Está ubicado en la avenida Internacional y calle Pacífico (UV 160), teléfono 362-0313.

Centro Universitario Norte
Está situado en el barrio Palos Verdes, octavo anillo, zona de la sede de Blooming, teléfono 322-8959.

Centro Sagrada Familia
Funciona en el barrio Berea, km 6 de la carretera a La Guardia, teléfono 354-7686.

Centro de Salud San Luis
Está ubicado en el barrio San Luis, calle Bibosi esquina calle Bermejo, teléfono 353-8270. Estos cuatro establecimientos son administrados por la Alcaldía y funcionan las 24 horas.

UNAS 7.000 NIÑAS NO RECIBIERON LA SEGUNDA DOSIS DE LA VACUNA CONTRA EL VIRUS DEL PAPILOMA HUMANO
La vacunación contra el Virus del Papiloma Humano (VPH) que causa el cáncer de cuello uterino en un 90%, se ha realizado a 64.000 niñas de 10 a 12 años de edad en el departamento de Santa Cruz; sin embargo, de todas ellas solo 57.000 asistieron para que se les aplique la segunda dosis para completar el esquema de vacunación.

Esto significa que existen 7.000 niñas que no están protegidas contra el mortal virus, pues por diferentes motivos, no recibieron la segunda dosis que se aplica tres meses después de haber aplicado la primera dosis.

Joaquín Monasterio, director del Servicio Departamental de Salud (Sedes), explicó que muchos padres de familia, ya sea por ignorancia o influenciados por una fuerte campaña a través de las redes sociales contra la vacuna del VPH, evitaron que sus niñas reciban las dosis recomendadas, pensando que la vacuna es dañina para la salud.

A decir de Monasterio, la vacuna está garantizada y se aplica en varios países con buenos resultados. “Pedimos a los padres de familia que no impidan que sus hijas reciban ambas dosis. Los resultados de esta vacunación se verán en unos años más”, subrayó.

La vacunación se realiza en las unidades educativas.