EXTRA

El perro héroe que tiene su monumento en El Alto


Choco era un perro callejero que vivía en una plaza y cuidaba a los transeúntes de los pandilleros, que finalmente le quitaron la vida. Esta es su historia

En la imagen, Choco en vida y a lado el monumento que fue levantado en su memoria. Fotos: Capturas Bolivisión y ATB
Escuchar el artículo Pausar Lectura

26/07/2018

Si pasa por la plaza Bolivia de Ciudad Satélite en El Alto es posible que se sorprenda al encontrar el monumento de un perro al que nunca le faltan flores, se trata del homenaje al que fue el guardián del lugar por varios años, un animal que se ganó el corazón de los vecinos.

'Choco', como era conocido este perro, era un can callejero que convirtió a la plaza en su hogar, todas las mañanas salía muy temprano para saludar a los que pasaban por ahí para ganarse un poco de comida. Los transportistas y comerciantes de la zona eran los que más lo mimaban ya que con el tiempo se convirtió en una protección para todos.

Según cuenta una nota periodística de la red ATB de La Paz, 'Choco' se hizo famoso por cuidar a la gente que en las noches transitaba por la plaza, más de una vez ahuyentó a los pandilleros y delincuentes que pretendían asaltar a los incautos ciudadanos que caminaban por el lugar, lo que le ganó la enemistad de los antisociales.

"Cuidaba a los jóvenes y a las señoras sobre todo de los borrachos, de los que son pandilleros, les ladraba y les mordía y se alejaban", contó uno de los comerciantes de la zona a la citada cadena televisiva.

'Choco' fue atacado varias veces por los pandilleros, incluso se lo intentó asfixiar. El 22 de octubre de 2014 no resistió una nueva agresión. 

La red Bolivisión mostró en 2014 cómo era 'Choco' en vida y el cariño que le tenían los vecinos de Satélite. El video fue filmado poco antes de que el perro pierda la vida, ya que las heridas que le provocaron los pandilleros terminaron por ser fatales.

 

 

Los vecinos lo enterraron en la plaza que se había convertido su hogar y en 2016 lograron poner un monumento en el lugar en el que vivió por ocho años. 

 

Esta noticia se volvió a hacer viral esta semana luego que varias organizaciones defensoras de los animales compartieran la historia publicada por varios medios paceños. 



 




En esta nota