CULTURA

Medalla de oro al tesón y de bronce al talento de Óscar


El chico estudia en Charagua por su cuenta ante la ausencia de sus padres. Sobresalió en las Olimpiadas Científicas de Sucre en las que Santa Cruz fue tercero

Óscar Cabrera Melgar sueña con una beca para garantizar su preparación en el futuro

01/11/2017

Una treintena de estudiantes cruceños destacaron, con medallas de oro, plata y bronce, en la VII Olimpiada Científica Estudiantil Plurinacional de los niveles primario y secundario del sistema educativo boliviano realizada entre el 13 y 15 de octubre en Sucre, cuyo primer lugar se lo llevó Cochabamba. 

Santa Cruz quedó en tercer lugar con el aporte mayoritario de estudiantes de la ciudad capital y también de alumnos de zonas provinciales como San Carlos, Concepción, El Torno y Charagua, donde la enseñanza escolar se desarrolla no pocas veces con desventajas en cuanto a equipos logísticos en comparación con los centros educativos particulares de la urbe oriental, que acapararon las medallas en Sucre.

Es el caso de Óscar Cabrera Melgar (14), que conformó la delegación cruceña proveniente del colegio San Pedro Claver Fe y Alegría del municipio de Charagua, quien tiene una historia particular digna de destacar, puesto que es uno de los mejores alumnos de su establecimiento sin el apoyo de sus progenitores: su padre murió cuando él tenía cinco años y su madre vive con sus otros hijos (cuatro) de su segunda relación matrimonial en Tacuarembó, una comunidad situada a 17 kilómetros de Charagua.

Parientes por adopción

Esas adversidades no menguaron y más bien fortalecieron el interés de Óscar por el estudio y actualmente, en el tercero de secundaria, es el segundo mejor alumno de su curso, con un promedio de 95 sobre 100.

El esfuerzo del chico fue valorado por sus profesores y por una familia que lo acogió en su casa, pues no tiene un hogar propio en Charagua. De ahí trajina todos los días al colegio con el hijo de su tutora, que es su compañero.

“El chico vive con otra gente que no es su familia. Una señora hace de su tutora porque sabe que es muy aplicado en sus estudios. A él le gustan todas las materias, especialmente física y química, por eso nosotros reforzamos sus conocimientos cuando se acercan las olimpiadas. Tiene mucho futuro, pero de Sucre llegó un tanto bajoneado al saber que en otros colegios tienen todos los equipos para trabajar y en el nuestro no”, manifestó Silvia Usquiano, una de sus maestras.

Óscar, para clasificar al evento nacional, ganó medalla de oro y de bronce en física y en química, respectivamente, en las Olimpiadas departamentales. En Sucre obtuvo la medalla de bronce.

“Me dedico a estudiar porque no me gusta desperdiciar mi tiempo. Lo triste es que en mi colegio no tenemos un laboratorio, solo unos libros viejos. Me gustaría tener la oportunidad de ir a un colegio con mejores condiciones, porque mi sueño es seguir la carrera de Ingeniería química o aerotecnología”, dijo Óscar.

Espíritu competitivo

Otros menores destacados fueron Roly Gonzalo Soliz Gonzales (12) y Adriana Lourdes Eid Enríquez (10), de sexto y de quinto de primaria del colegio El Progreso de El Torno, quienes de forma conjunta se bañaron de oro en Sucre al obtener el primer lugar en informática con la creación de un videojuego denominado Bolivia, un país mágico, que cuenta de forma didáctica la historia y lugares de nuestro país.

Soliz y Eid provienen de un pequeño colegio particular, con solo 105 alumnos en el nivel primario y la directora, Lourdes Soliz, se siente orgullosa de ellos y de otros alumnos que obtuvieron menciones en el concurso. “Los que ganaron oro recibieron una tablet Quipus y sus medallas, y la satisfacción de haber dejado en alto el nombre del colegio y de Santa Cruz”, señaló Soliz.

Roberto Carlos Acuña Solano, del tercero de secundaria del colegio Guadalupe Fe y Alegría de Concepción, ganó oro en Biología y Fernanda Belén Yucra Valdez, del cuarto de secundaria de la unidad Domingo Savio de San Carlos, consiguió la presea de plata en astronomía y astrofísica.






e-planning ad