CULTURA

El llamado del bosque muestra el trabajo de 23 artistas con la naturaleza


Hoy se inaugura en la Casa Melchor Pinto la exposición que reunió a artistas de diferentes disciplinas en el Parque Ecológico Yvaga Guazú. Habrá fotografía, pintura e instalación

El llamado del bosque fue un trabajo de una semana realizado el año pasado en un parque ecológíco
Leer el artículo Pausar Lectura

11/01/2018

En noviembre del año pasado, un grupo de artistas estuvo durante una semana en el Parque Ecológico Ivaga Guazú (zona del Km 12 1/2 doble vía a La Guardia) para hacer obras que creen conciencia de la importancia de la naturaleza y de sus cuidados. 

Eran artistas de diferentes disciplinas: pintura, performance, grafiti, fotografía e instalación, quienes participaron de esta actividad que fue denominada El llamado del bosque, y que estuvo organizada por instituciones y ciudadanos preocupados por la conservación de las selvas de Bolivia. 

Esta noche, a las 20:00, en la Casa Melchor Pinto (Sucre N.º 50), se inaugurará una muestra con todo el resultado de esa semana en el parque ecológico. Los artistas participantes de la misma son: Aldahir Montaño, Alejandro Ugalde, Andrés Daza, Bernardo Boehme, Carolina Rivero (Caribrú), Cecilia Monroy, Dioselinda Roa, Dioselinda Velasco Vda. de Roa, Florencia Cadailhon, Francisco Roa, Gabriel Roa, Galëm, Graciela González, Harry Montesinos, Henry Flores,  Isabel Jordán, Jimena Pereda, María Zanutti, Natalia Arteaga, Paola Lambertin, Rodrigo Alarcón, Valentina Bacherer, Valeria Portillo y Wara Cardozo. 

La experiencia
El trabajo en el Parque Yvaga Guazú era totalmente libre, los artistas no tenían ninguna condición sobre su obra. La actividad se desarrolló todas las tardes, algunos de los participantes asistieron todos los días, otros fueron solo dos días, lo que fue suficiente para su pieza artística.
Florencia Cadailhon comentó que le pareció interesante la idea de crear en un lugar diferente. Aunque le dijeron que todos los artistas pintarían, ella fue con la idea de hacer algo con lo que encontrara allá. Fue así que se encontró con una rama seca  y fue recolectando algunas frutas en ese espacio. La rama tenía la forma de una pequeña canoa. Así que lo que hizo Cadailhon fue hacer una pequeña instalación que después largó en un lago del parque. La fotografía de ese trabajo la presentará esta noche. 

Para Graciela González ha sido muy interesante trabajar con los diferentes artistas, ver las distintas propuestas inspiradas por la naturaleza.
“Desde fotografía hasta instalaciones, como la de Rodrigo Alarcón, que es acerca de la expansión de los seres como medio para trascender”, comentó González, quien está presentando una  obra llamada Herbario, compuesta por hojas colectadas en esa semana. “Esta pieza habla sobre el paso del tiempo,  a través de fragmentos, palabras que germinaron durante el encuentro, explorando la relación entre el arte y la literatura, un tema recurrente en mi obra”, dijo la artista. 

Bernardo Boehme participa de la exposición con una fotografía, en ella se ve una mano en medio de las raíces de un árbol. “Mi trabajo habla de volver a conectarse con la naturaleza, de volver a los orígenes”, explicó Boehme, que tituló su obra Fundirse al origen. 

“El llamado del bosque era para tomar conciencia de lo que tenemos que preservar. Creo que debemos tomar más contacto con la naturaleza. Entre todos los artistas que participamos llegamos a congeniar con este espacio, que es un bosque que está dentro de un área urbana, y esto es lo que tratamos de rescatar”, dijo Boehme. 

María Zanutti (nombre que utiliza la escritora Alejandra Barbery cuando pinta) dijo que esta fue una buena forma de trabajar. “Cada quien hacía su obra de acuerdo a lo que percibía en el lugar. Creo que lo que nos dimos cuenta es que nos hace falta salir más de la ciudad”, dijo Zanutti. 
Los 23 artistas pertenecen a diferentes generaciones y estilos de Santa Cruz, lo que se verá reflejado en la exposición de hoy.