ECONOMÍA

Sector gastronómico registra un 17,5% de caída en ventas


El último reporte da cuenta de un descenso de facturación de $us 72,4 a 59,7 millones de enero a abril de este año, respecto a igual periodo de 2016. Empresarios ven prudencia en gastos y riesgos de despidos 

Desaceleración de la economía estiman que en la informalidad operan unos 10.000 negocios en Santa Cruz. Empresarios del sector advierten una menor afluencia de comensales en los negocios / Foto: Jorge Gutiérrez

21/05/2017

De enero a abril de este año, contrastado con igual periodo de 2016, la facturación del sector gastronómico formal de Santa Cruz cayó un 17,5%, vale decir, de $us 72,4 a 59,7 millones.   
A decir de Javier Aguilera, presidente de la Cámara de Empresarios Gastronómicos de Santa Cruz, la variable de caída es relativa porque hay restaurantes y negocios de comida rápida donde el porcentaje de ventas es mayor al 17,5%. 


Refiriéndose a las probables causas, Aguilera cree que la desvinculación de mano de obra activada en algunas empresas ha generado cautela y prudencia entre los comensales que prefieren ahorrar y evitar gastos.


Con la actual coyuntura sectorial, a decir de Aguilera, agravada por la desproporcional política de ajuste salarial, el riesgo de cierre de actividades económicas y de recorte de planilla de personal será inevitable. 


Según Aguilera, el sector gastronómico del país facturó $us 700 millones en 2016, de los que $us 280 millones se generaron  en Santa Cruz. Estiman que la oferta formal de restaurantes y de negocios de comida rápida rondan los 4.000 negocios en la ‘ciudad de los anillos’.  

Desequlibrio en dividendos  
Desde la presidencia de la Casa del Camba (Cadelca S.A.), Juan Carlos Medina, señaló que la industria gastronómica cruceña registra un enfriamiento en ventas y que, en el caso de la cadena de restaurantes, la caída se hizo más notoria en la Villa Primero de Mayo, el Plan Tres Mil y la Pampa de la Isla. Cree que corre menos circulante en estas zonas. 


A juicio de Medina, la estabilidad laboral en las empresas del sector está en riesgo por los frecuentes ajustes salariales. Recordó que en el sector gastronómico la mano de obra es intensiva. 
Desde la Corporación Chuy SRL, el gerente general, Nicolás Justiniano, indicó que de enero a marzo de la presente gestión registraron una caída en ventas que fluctuó entre un 12 y el 15%. 


A decir de Justiniano, desde abril la situación ha comenzado a revertirse en varias sucursales. No obstante, dijo que preocupa la estabilidad laboral en las empresas del sector gastronómico. 
Desde Hot Burger, el presidente de la cadena de comida rápida, Jorge Schaiman, aseguró que en la actualidad existe una reducción del ritmo de crecimiento en ventas en el sector. 


Desde su perspectiva, hay una prudencia en gastos y los comensales no están concurriendo con la misma frecuencia a los negocios de comida. “Todo hace deducir que las empresas han empezado a desafectar a sus trabajadores y hay menos circulante”, manifestó. 
No obstante, Schaiman dijo que para afrontar la crisis, con apoyo de la banca, están apostando por nuevas inversiones en la urbe cruceña. 



En esta nota



e-planning ad