ECONOMÍA

Prevén que plan de empleo arrancará dentro de un mes


Las ciudades de Oruro, Potosí y Sucre son donde más se tiene avanzado el diseño de la intervención de esta iniciativa, según Mariana Prado, ministra de Planificación del Desarrollo  

Trabajo en una primera modalidad en las empresas que pagan el salario mínimo. El PNE se enfocará en cinco ejes con una inversión de $us 146,4 millones, explicó Prado / Foto: ABI

15/05/2017

La cuarta iniciativa que conforma el Plan Nacional de Empleo (PNE) arrancará dentro de un mes o un mes y medio, indicó la ministra de Planificación del Desarrollo, Mariana Prado, durante su partipación en el programa El Pueblo es Noticia de Bolivia TV.
Oruro, Potosí y Sucre son las ciudades donde más se tiene avanzado el diseño de la intervención de esta iniciativa, señaló la autoridad. La propuesta es una inyección inmediata de recursos para la movilización de personas.


La primera parte estará vinculada a la infraestructura urbana. Se dispondrán recursos para que en coordinación con los municipios y con las juntas vecinales se haga el diseño de áreas de intervención donde se pueda mejorar la infraestructura como el enlosetado, sostuvo Prado.  
Para este componente del PNE se han previsto $us 40 millones, para generar inmediatamente al menos 6.600 empleos a escala nacional.
“El pago se realizará en dinero, para diferenciarse de algunos programas nostálgicos del pasado donde se trabajaba por comida”, explicó la autoridad. En promedio los trabajos tendrán una duración de entre tres y cinco meses. 

Normativa e inversión
“Todo es parte de un proceso. No nos olvidemos que este tipo de iniciativas tiene sus medidas de afectación que deben tomarse en cuenta. El aspecto normativo tiene que estar claro para que el plan dé resultado cuando se relaciona con el sector empresarial”, sostuvo Ronald Nostas, presidente de la Confederación de Empresarios Privados de Bolivia.


Jorge Arias, presidente de la Cámara de Industria, Comercio, Servicios y Turismo de Santa Cruz (Cainco), expresó que las medidas del Gobierno para crear empleo son buenas iniciativas de carácter transitorio, que requerirán que se promueva y agilice la inversión nacional, en especial de las micro y pequeñas empresas. 


Se estima que para el primer año de aplicación las firmas privadas deberían destinar en conjunto cerca de $us 260 millones para crear estos nuevos empleos. 
Según datos recabados por Cainco, la débil situación laboral se manifiesta en el hecho de que el número de personas sin empleo habría estado en 2016 en torno a las 150.000 personas de las cuales dos tercios corresponderían a gente que perdió su fuente de trabajo (cesantes) y el resto a las que aspiran a entrar a trabajar (aspirantes). 


La cifra de desempleados en 2016 habría sido un 25% mayor que la observada dos años antes, mostrando la gravedad de la situación. 



En esta nota



e-planning ad