ECONOMÍA

Plan de empleo no arranca y privados temen por costos


Según los empresarios, aún no tienen detalles de la propuesta del Gobierno que busca generar 45.000 puestos de trabajo. Lo que se menciona es que son puestos temporales, pero necesarios

Los jóvenes que por primera vez buscan un trabajo son los más perjudicados por la baja oferta

13/05/2017

Ya pasaron cuatro días desde que el Gobierno presentó de manera urgente el Plan Nacional de Empleo (PNE), con el objetivo de crear puestos de trabajo a corto plazo y de ser una respuesta a la crisis por la caída del precio internacional del petróleo, pero hasta el momento el mismo no comienza ni da pistas de cómo se realizará el programa.

Así, en esta incertidumbre, los empresarios observan que el punto tres del programa, en el que tienen que participar pagando el salario de los nuevos trabajadores, es atractivo debido a que el pago de los beneficios sociales estará a cargo del Estado. Pero, surgen las dudas y preguntas de qué pasará luego de que el Gobierno se retire y ellos tengan que hacerse cargo del 100% de los gastos. 
    
Rentabilidad versus gastos
Javier Arze, gerente de la Cá- mara de la Construcción de Santa Cruz (Cadecocruz) , indicó que el PNE es interesante, pero se preguntó qué pasará si una empresa o un sector no logra una buena producción o rentabilidad y por este acuerdo con el Estado aumenta la cantidad de trabajadores que gozan de inamovilidad laboral y a los que luego de la ayuda inicial del Gobierno debe seguir pagando su salario.

“Es un punto que no está claro y que sin duda va a encarecer nuestros costos laborales”, sostuvo Arze.
Similar criterio tuvo Luis Barbery, presidente de la Federación de Empresarios Privados de Santa Cruz, que remarcó que este programa gubernamental debería ser permanente para contribuir a la formalización del empleo y que el tema central es su sostenibilidad.

Desde la Cámara Nacional de Industrias indicaron que una empresa puede estar interesada en este subsidio que el Gobierno otorgará pero, cuando el apoyo económico termine, se estaría quedando con una fuerza laboral que le cuesta cada año más y de la que, prácticamente, ya no le sería posible desprenderse, a tiempo de indicar que en general el PNE ofrece puestos temporales y de baja calidad.

A su vez, Ronald Nostas, presidente de la Confederación de Empresarios Privados de Bolivia, dijo que el Programa de Inserción Laboral es una importante iniciativa que va a desafiar al Estado y al sector privado, en una de las primeras experiencias concretas de coordinación y trabajo conjunto. 
Desde la Jefatura Departamental de Trabajo en Santa Cruz y del Ministerio de Trabajo informaron de que no tienen datos oficiales de cómo se irá desarrollando el programa de empleo nacional. 



En esta nota



e-planning ad