ECONOMÍA

Costas ve que usan a CRE para justificar alza de electricidad


La máxima autoridad cruceña considera que se le mete la mano al bolsillo del usuario. El Ejecutivo asegura que es para mantener la rentabilidad de ENDE

En la sede de Gobierno, los trabajadores se hicieron sentir. Piden dejar sin efecto la suba

13/07/2017

La lectura del ajuste de la tarifa eléctrica pasó de una interpretación técnica a una social y política.

Así, ayer el gobernador de Santa Cruz, Rubén Costas, se refirió al tema e indicó que una vez más el Gobierno busca un ‘chivo expiatorio’ y quiere hacer ver ante la población que la CRE es la responsable, siendo que esta es solo la administradora de todo el sistema de distribución de energía. “No es culpa de la CRE, la cooperativa solo es responsable de la distribución y estamos seguros de que lo hace de manera eficiente”, sostuvo Costas.

La máxima autoridad cruceña señaló que durante la gestión del partido de Gobierno, el costo de la energía eléctrica se incrementó aproximadamente un 40% y que, según su criterio,  el mayor afectado es la ciudadanía, ya que le están metiendo la mano al bolsillo para fomentar inversiones que deberían ser financiadas con las utilidades de las empresas estatales.

“Con este incremento del 3% que se ha dado desde hace un par de meses, la que más se ha visto perjudicada ha sido la población y la ha calificado de un tarifazo”, remarcó Costas.

Al respecto, Hugo Siles, viceministro de Autonomías, sostuvo que las declaraciones de Costas son desafortunadas y no tienen ningún fundamento.
Siles argumentó que el 3% de aumento en la tarifa eléctrica va a permitir a la Empresa Nacional de Electricidad (ENDE) evitar un déficit económico y ser más eficiente.

“Costas critica este aumento, pues él prefiere que las empresas sean deficitarias y que el recurso público sea el encargado de solucionar eso o que las subvencionemos. Pero este Gobierno no va a permitir que las empresas públicas sean deficitarias”, indicó Siles.
Sobre que el Gobierno usa a la cooperativa cruceña para justificar el alza, Siles remarcó que esa es una lectura errada y que, además, el 3% es un porcentaje responsable que no va a dañar el poder adquisitivo de la población.

“El aumento es menor al incremento salarial y como lo señaló el ministro de Energía (Rafael Alarcón), el incremento no será mayor a un boliviano por mes, algo que no se puede calificar como meter la mano al bolsillo de la población como dice Costas”, explicó Siles.
Carlos Romero, ministro de Gobierno, también fue consultado sobre el tema, pero indicó que prefería que el ministro del área explique su punto de vista y se excusó.
El Gobierno no da marcha atrás. El ministro de Energía, Rafael Alarcón, nuevamente defendió el ajuste y recordó que más de la mitad de los usuarios de electricidad del país se ven beneficiados con una rebaja del 25%, que es la Tarifa Dignidad, y que por ello no se justifican las protestas y marchas sociales.
Alarcón señaló que la población entiende este aumento y para evitar malos entendidos, él se está reuniendo con las distintas organizaciones sociales para explicarles técnicamente  el porqué del incremento de la tarifa eléctrica.

“Si es necesario, vamos a volver a hablar con la COB. Mañana (por hoy) nos estaremos reuniendo con la Central Obrera Departamental de Santa Cruz para que haga todas sus consultas”, indicó Alarcón. 

Protestas sociales
Durante la jornada de ayer,  unos 20.000 trabajadores se dieron cita a la marcha convocada por la Central Obrera Boliviana (COB), protestando por el alza del costo de la energía eléctrica y contra el paralelismo que hace el Gobierno con los distintos sectores sindicales.

El secretario ejecutivo de la COB, Guido Mitma, señaló que si no se les hace caso, luego de esta marcha asumirán nuevas medidas en un ampliado nacional que se realizará en los próximos días. El mismo panorama se vivió en Sucre con bloqueos que paralizaron parcialmente el transporte vehicular. 
Según el diario Correo del Sur, los bloqueos en la capital fueron convocados por la Central Obrera Departamental y se cumplieron desde las 8:00 aproximadamente, pero se reforzaron desde las 9:00 en varias zonas de la capital.

Sobre estos reclamos, Álvaro García Linera, vicepresidente del país, consideró que estas protestas ya son políticas y que ante un problema técnico son injustificadas.

García Linera remarcó que se debe garantizar la rentabilidad de las empresas públicas y que luego de un estudio técnico se determinó que subir la tarifa eléctrica es lo mejor. “El Gobierno y los bolivianos deben cumplir. Además, el 48% de usuarios está subsidiado en el costo de energía”, agregó. 

Protestas y alternativas técnicas


1.- En La Paz. La bulliciosa movilización, donde los trabajadores utilizaron petardos y cachorros de dinamita en las esquinas de las calles, llegó desde la ciudad de El Alto. 

2.- En defensa de la CRE. El Comité pro Santa Cruz remarcó que si se busca dañar el sistema de las cooperativas, la institución no lo permitirá.

3.- Socialización. Desde el Gobierno revelaron que técnicos del Ministerio de Energía explican a la población el motivo técnico del aumento.

4.- Protesta. El martes, en Cochabamba, distintas organizaciones sociales protestaron por el incremento de la tarifa de electricidad.

5.- Costos. Según el Ministerio de Energía, en Bolivia, en comparación con los demás países de la región, las tarifas  eléctricas son las más bajas.

6.- Reducción. García Linera sostuvo que este incremento es transitorio y que puede quedar sin efecto.

7.- Habitual. Desde la CRE indicaron que la auditoría para determinar el cobro por el uso del servicio se da cada mes. 

8.- Beneficios. El Ejecutivo indicó que más de la mitad de los usuarios del país son beneficiados por la Tarifa Dignidad.

9.- Más presión. Desde la COB informaron de que si no se toman en cuenta los reclamos de los trabajadores, las medidas de presión serán extremas, hasta lograr que se deje sin efecto el ajuste tarifario.



En esta nota