economía

China y Bolivia pactan por la planta en el Mutún


Este miércoles se suscribió el contrato de construcción de la planta siderúrgica de Mutún. El proyecto demanda una inversión de 422 millones de dólares

El presidente Morales participó este miércoles en la firma del contrato con la firma china Sinosteel en Mutún
Escuchar el artículo Pausar Lectura

30/03/2016

El Gobierno firmó este miércoles en Puerto Suárez el contrato con la empresa china Sinosteel que desde hoy se encargará del diseño, construcción, puesta en marcha y operación de la planta siderúrgica integrada para la producción de laminados no planos livianos del Mutún.

El acto contó con la presencia del presidente Evo Morales, con el ministro de Minería, César Navarro, funcionarios de la Empresa Siderúrgica Mutún (ESM) y el embajador de China en Bolivia.

En la oportunidad el presidente resaltó que la firma Sinosteel no es la dueña, sino socia de Bolivia. Explicó la empresa china tiene dos años y medio para implementar la planta procesadora de laminados y se quedarán un año en el país capacitando y administrando, pero después se marcharán y la planta será administrada por bolivianos.

“Este proyecto antes no era viable, otros gobiernos lo dejaron; como obligados hemos firmado con Jindal, mi deseo era que el Estado industrialice el hierro, la empresa no cumplió y ejecutamos la boleta de garantías, ahora estamos invirtiendo 422 millones de dólares, 85% de crédito de China y 15% con recursos del Tesoro General de la Nación (TGN) para explotar y producir hierro”, dijo Morales.

De acuerdo con el mandatario, la planta cuando esté instalada en Mutún tendrá una capacidad de procesar 650.000 toneladas de mineral bruto, producirá 250.000 toneladas de hierro esponja, 86.000 será exportado, además de 150.000 toneladas de hierro para la construcción.



 




En esta nota