BRÚJULA

Un alto desinterés en la lectura


Casi un 40% de 1.662 estudiantes dice que no le gusta ni le interesa leer. El dato lo arroja un estudio del IIES, llevado a cabo en cinco universidades de Santa Cruz


La mayoría de los encuestados que dice leer considera que la lectura no va a ser una actividad necesaria una vez salgan de la universidad
Escuchar el artículo   Publicidad Pausar Lectura

23/02/2019

No es un dato menor. Casi un 40% de 1.662 estudiantes de cinco universidades de Santa Cruz dice que no le gusta ni le interesa leer. La cifra corresponde al Estudio 2018 sobre Hábitos de Lectura, llevado adelante por el Instituto de Investigaciones Económicas y Sociales José Ortiz Mercado (IIES), en conjunto con la Facultad de Ciencias Económicas, Administrativas y Financieras de la Universidad Autónoma Gabriel René Moreno (Uagrm). Contó con el apoyo de las universidades Nur y Evangélica Boliviana.

“Es información cuantitativa y cualitativa que nos ayudará a formular nuevas estrategias en las universidades, e incluso en los colegios, para buscar el origen del problema”, señala el director del IIES, Johnny Atila, quien subraya, a partir de los datos que arroja el estudio, la importancia de las herramientas digitales para acceder a la lectura.

Sin embargo, advierte de que si no se toma en cuenta el desinterés en la lectura, el uso de estas herramientas se quedará en la mera tendencia. Por su parte, Darío Enríquez, asistente de investigación en la Universidad de Quebec en Montreal, advierte que los estudiantes no comprenden que la bibliografía es importante en su carrera.



El estudio revela que no lo están haciendo. “No hay cruce de información, ni para informarse, ni para fines de su formación académica. Buscan fuentes en Internet, pero no contrastan los datos ni aplican un criterio propio. Simplemente descargan la información que consideran le es útil”. La muestra estuvo conformada por 1.662 estudiantes universitarios, 37% de ellos de la Uagrm y 63% de universidades privadas (UEB, NUR, UPSA y UPDS). Son jóvenes, en su mayoría mujeres (64%), nacidos en el departamento de Santa Cruz (82%) y con una edad comprendida entre 17 y 28 años (91%).

El 53% de estos universitarios se dedica exclusivamente a sus estudios, mientras el resto combina sus estudios con trabajo a tiempo parcial o completo.

Los encuestados manifiestan que sus padres alcanzaron nivel universitario en el 41% de los casos (38% madre, 43% padre) y nivel primario-secundario en el 37% (39% madre, 35% padre); al mismo tiempo, los encuestados aspiran alcanzar estudios de maestría o doctorado en un 81%. Las actividades de entretenimiento que realizan los estudiantes con frecuencia: 52% ve televisión y películas en casa, mientras que 51% declara reunirse con familiares y amigos. En tanto, las actividades que declaran realizar ‘ocasionalmente, raramente o nunca’: ir a discotecas y fiestas, excursiones al aire libre, juegos electrónicos y practicar deportes (82%).

En referencia a los libros impresos que hay en la biblioteca familiar (en su casa), 43% dice contar con 50 libros o menos, 24% entre 51 y 100 libros, 32% más de 100 libros y 1% declara no tener libros en casa. De quienes declaran tener más de 200 libros, 65% de ellos tiene padres (uno o ambos) con formación universitaria o posgradual. Sobre dónde se originaron sus hábitos y preferencias de lectura, 37% declara que en la educación formal (primaria, secundaria o universidad), 31% en el hogar, 16% los atribuye a influencia conjunta de hogar y escuela, y 4% por iniciativa personal. En referencia a la frecuencia en la compra de perió- dicos en el hogar, solo 25% lo hace ‘muy frecuente o frecuentemente’, 63% lo hace ‘ocasionalmente o raramente’ y 12% nunca lo hace. Sobre si suelen regalar libros o si les regalan libros de entretenimiento o de literatura, solo el 5% regala y 10% los recibe ‘frecuentemente o muy frecuentemente’.



En ambos casos, encontramos que el libro como regalo se da en forma ocasional (60%). En el último año, 65% no asistió a la Feria del libro. Por su parte, 78% de los encuestados no ha participado nunca de un club de lectura. En el momento de la entrevista, 48% de los encuestados declara estar leyendo un libro no relacionado con su formación académica.

De estos, la mitad está leyendo algún libro de literatura (novela, ciencia ficción, entretenimiento), un tercio lee historia, política o biografía y 12% lee libros religiosos o de autoayuda. Sobre cuál es la frecuencia de uso del Internet, quienes declaran ‘muy frecuentemente o frecuentemente’, destaca 81% para estudio, 75% para informarse, 72% para entretenimiento, 51% para trabajo, 39% para descargar música y 21% para transacciones comerciales y bancarias. Cabe resaltar que se trata de un grupo poblacional que todavía no está plenamente incorporado al campo laboral ni al mercado financiero.

El lugar que prefieren para leer por entretenimiento es su hogar (66% ‘frecuentemente’). Por otra parte, apenas 6% elige una biblioteca pública con frecuencia y 59% nunca lo hace allí. En las bibliotecas universitarias la frecuencia de uso es apenas de 18% y 23% nunca las elige. Google es el buscador utilizado ‘frecuentemente y muy frecuentemente’ para libros referentes a la formación académica (84%).

El uso de otros buscadores académicos es muy esporádico. Acerca de por cuá- les medios se informan de los acontecimientos nacionales o internacionales que son noticia, 79% dice que lo hace por redes sociales, 55% por TV, 40% por comentarios de la gente.