SANTA CRUZ DE LA SIERRA BOLIVIA
martes 06-12-2016
03:51 p.m.
Min 22ºC | Máx 27ºC
bolivia
AFKA
Cristina Choque cuando era conducida por dos policías a la cárcel de mujeres de Obrajes

Cristina Choque cuando era conducida por dos policías a la cárcel de mujeres de Obrajes

CAMC acordó contratos en oficinas de Gestión Social

El documento señala que al menos cinco contratos fueron acordados en las oficinas de Cristina Choque. Ayer fue enviada al mismo rencinto carcelario en que se encuentra Gabriela Zapata

EL DEBER / LA PAZ
eldeber@eldeber.com.bo

03/03/2016
06:00

La Fiscalía acusó a Gabriela Zapata Montaño de haber gestionado al menos cinco contratos de la empresa china CAMC en oficinas de la Unidad de Apoyo a Gestión Social, dependiente del Ministerio de la Presidencia, y por eso fue imputada por legitimación de ganancias ilícitas y enriquecimiento ilícito de particulares con afectación al Estado.

“Al haber utilizado las oficinas de la Unidad de Apoyo a Gestión Social con fines ilícitos de carácter personal, ha tenido rédito económico; además, el uso ilegal de esas dependencias le permitían obtener ventaja económica a través de negocios ilegales, haciéndose pasar como funcionaria estatal y mantener relación con empresarios y conseguir contratos para la china CAMC, como la planta industrial de azúcar en San Buenaventura, planta industrial de sales de potasio Uyuni –Potosí, proyecto múltiple Misicuni- Cochabamba la construcción del tramo ferroviario Bulo Bulo-Montero y los equipos de perforación para Yacimientos Petrolíferos Fiscales Bolivianos”, señala parte de la imputación a la que accedió EL DEBER.

Según la acusación de los fiscales, para obtener estas facilidades Zapata contó con el apoyo de Cristina Choque y de Jimmy Morales, directora de la Unidad y chofer de la misma, respectivamente, que colaboraron en todos sus requerimientos, como el uso del salón vip del despacho para las reuniones que convocaba Zapata.

El documento refiere que existe en curso la investigación de cuatro personas vinculadas a Zapata y tres empresas de las cuales la expareja de Evo Morales figuraba como representante legal, Consilium SRL, ITC Telecom Internacional y Telemenía.

EL DEBER intentó comunicarse desde el martes con los abogados de la empresa y de la principal acusada de este caso, sin embargo, Fernando Cortez, abogado de CAMC, así como Wálter Zuleta y Ángela Burgoa, abogados de Gabriela Zapata, evitaron hablar sobre esta acusación y colgaron el teléfono.

“Existen indicios que demuestran con probabilidad que esta persona (Gabriela Zapata) lograba contratos a favor de la CAMC y otras empresas a través del vínculo entre la jefa de la Unidad de Apoyo a Gestión Social, Cristina Choque, y por la naturaleza del hecho y los otros tipos penales imputados se tiene que el dinero obtenido por esta persona proviene de hechos enmarcados en la Ley 004 (Ley de Transparencia y Lucha Contra la Corrupción)”, refiere en los fundamentos el documento oficial.

Mauricio Chiri, abogado de Cristina Choque, refirió ayer que Gabriela Zapata abusó de la confianza que le dio su cliente y dijo que desde que se descubrió el uso de las oficinas de forma arbitraria, Choque impidió el ingreso de Zapata y eso sucedió a finales de 2014.

El abogado no descartó pedir un careo entre su cliente y la principal acusada para descartar el uso indebido de bienes, ya que ella simplemente accedió a algunos encuentros por motivos sociales o políticos

Valoración de la noticia
Gustó (23)
Sorprendió (132)
Emocionó (3)
Indiferente (16)