BOLIVIA

Seis departamentos sufren por riadas y Senamhi pronostica lluvias ligeras


Según el Gobierno, La Paz, Beni, Chuquisaca, Cochabamba, Potosí y Tarija son los departamentos más afectados. Los desastres naturales han dejado ocho muertos y más de 15.300 familias damnificadas

Equipos de rescate ayer evacuaron a las personas y a los animales de los pueblos afectados
Escuchar el artículo Pausar Lectura

18/02/2018

Mientras el reporte del Servicio Nacional de Meteorología e Hidrología pronostica que hasta el martes habrá chubascos y lluvias moderadas en gran parte del país, el Gobierno informa de que La Paz, Beni, Chuquisaca, Cochabamba, Potosí y Tarija son los departamentos más golpeados por las intensas precipitaciones que en las últimas semanas provocaron el desborde de los ríos, cuyas aguas, lodo y mazamorra han dejado a su paso, ocho muertos, cuantiosas pérdidas económicas por daños en la producción agrícola y pecuaria y 15.307 familias damnificadas y 315 viviendas afectadas en todo el país. 

Así lo manifestó el ministro de Defensa, Javier Zabaleta, luego de indicar que el Gobierno ya declaró alerta roja en siete municipios de La Paz, pidiendo a los pobladores que viven en las riberas de los ríos que estén en máxima precaución para evitar la pérdida de más vidas humanas. 

Además, agregó que hay otros 83 municipios declarados en alerta naranja y 64 en alerta amarilla, mientras que 33 municipios de Potosí, Beni, Chuquisaca y Cochabamba han sido declarados en situación de emergencia y 20, como zona de desastre.

Víctor Hugo Vásquez, gobernador de Oruro, expresó su preocupación por el desborde de los ríos Desaguadero y Lauca, que afectó a unas 400 familias. Ayer se movilizaron para evacuar a los pobladores y a unas 700 cabezas de ganado bovino. 

En la zona de Los Yungas hubo un golpe fuerte de agua que se llevó parte de la plataforma de la carretera e hizo colapsar varios puentes comunales y provocó deslizamientos de tierras que dejaron a cuatro personas atrapadas que luego fueron rescatadas por efectivos de bomberos.

Comunidad aislada
Un helicóptero del Ministerio de Defensa ayer intentó llegar hasta el Valle de Zongo (La Paz), pero por el mal tiempo no fue posible, por lo que en la tarde se desplazó un contingente de búsqueda y rescate de la Armada Boliviana, para evacuar a una veintena de turistas y pobladores que se encuentran atrapados en el lugar por la crecida de las aguas del río del mismo nombre que se desbordó, afectando a unas 200 familias de al menos 10 comunidades. 

“Se habla de una comunidad que habría sigo arrasada por el agua, pero en el sobrevuelo que se hizo no hemos visto eso. Mañana estará ya en el lugar el equipo de rescate y podremos dar una mejor información”, dijo Zabaleta.

Evaluación de daños
La ministra de Planificación del Desarrollo, Mariana Prado, dijo a ABI que el Gobierno evalúa el impacto económico de los desastres en varios municipios del país con el fin de asignar nuevos recursos para el periodo de reconstrucción de viviendas, infraestructura vial y otros, para lo que el Tesoro General del Estado (TGE) dispone de 90 millones de bolivianos.



 




En esta nota