POLÍTICA

Sector productivo espera mejorar la coordinación y respuestas técnicas


El presidente Evo Morales posesionó ayer a siete nuevos ministros, de los cuales, cuatro son del área económica. Privados piden que no se politicen en un año electoral


El ministro Luis Arce toma posesión de su despacho en el Ministerio de Economía. Recibió sus oficinas de manos de su antecesor, Mario Guillén
Escuchar el artículo   Publicidad Pausar Lectura

24/01/2019

Coordinación con el sector productivo, propuestas técnicas y no políticas, son los argumentos que los empresarios privados del país esperan de las nuevas autoridades ministeriales que en la víspera fueron posesionadas por el presidente Evo Morales.

De los siete ministerios que sufrieron cambios, cuatro corresponden al área económica. El ministro de Economía, Luis Arce, quien regresa al gabinete después de año y medio alejado por una enfermedad; de Obras Públicas, Óscar Coca, quien fue gerente de la Empresa Nacional de Telecomunicaciones (Entel); de Trabajo, Milton Gómez, exdirigente de la Central Obrera Boliviana (COB), y la ministra de Desarrollo Productivo, Nélida Sifuentes, quien viene del Órgano Legislativo.

En su análisis, el sector empresarial espera ser escuchado desde el inicio de su gestión.



“De cerca, hemos estado trabajando con el Ministerio de Desarrollo Rural y Tierras y el Ministerio de Gobierno. Pero nos interesa acercarnos más al Ministerio de Trabajo para elaborar una nueva Ley General del Trabajo adecuada a los trabajadores del campo y con el Ministerio de Economía, para asegurar un presupuesto para el Servicio Nacional de Sanidad Agropecuaria e Inocuidad Alimentaria (Senasag). Necesitamos coordinar normas más ágiles y abrir nuevos mercados”, manifestó el presidente de la Confederación de Ganaderos de Bolivia (Congabol), Óscar Ciro Pereyra.

Para el presidente de la Cámara Nacional de Exportadores de Bolivia (Caneb), Wilfredo Rojo, con el “enroque de ministros” hecho por el presidente se espera un cambio en el concepto hacia los empresarios, sobre todo del ministro Luis Arce.

“Sabemos cuál es la posición del señor Arce respecto a los empresarios privados. Él parte de que los empresarios ganamos mucho dinero. Si ha cambiado su concepto y tiene la intención de coordinar mejor con los empresarios, bienvenido. Si no, vamos a tener más de lo mismo”, expresó.

Por su parte, el gerente del Instituto Boliviano de Comercio Exterior (IBCE), Gary Rodríguez, pidió que las autoridades escuchen las necesidades de las pequeñas y medianas unidades productivas. “Escuchen a los sectores. Podemos crecer a más del 7% como en anteriores oportunidades ¿Por qué no lo podemos hacer otra vez? No solo del 4,5% solo para pagar el segundo aguinaldo. Se espera también que se haga gestión conectada con las necesidades no solo de trabajadores sino de los que generan empleos legales y formales”, destacó.



El analista económico Alejandro Arana cuestionó que las autoridades económicas mantengan sin alteraciones el modelo económico y reprobó la falta de respuesta técnica.

“Hasta ahora, no han devaluado el dólar. El tipo de cambio está artificialmente bajo. El modelo va a continuar y en el fondo, el cambio de ministros es que aseguren cierta capacidad política más que técnica. No veo mayores sorpresas. Lo que se les pediría técnicamente es no poner trabas a las exportaciones, eliminando cuotas a la exportación, seguridad jurídica para la tierra, protección contra el avasallamiento, disminuir la burocracia para la creación de empresas”, especificó Arana.

Los compromisos

Mientras tanto, los nuevos ministros configuraron sus compromisos para esta gestión, en base al mayor crecimiento económico que demandó Morales.

“Manifestamos la más profunda convicción de trabajar por el pueblo, por nuestro proceso, profundizando las raíces de nuestro modelo tan elogiado en el exterior. Habrá que tomar las medidas necesarias para garantizar un crecimiento sostenido con redistribución del ingreso para erradicar la pobreza y construir un país menos desigual”, dijo Luis Arce, cuando recibió su despacho.



El ministro Coca dijo, por su parte, que lo de él será la ejecución de obras. “Ese es el mandato. El país va a salir adelante con ejecución de obras”, mencionó.

La ministra Nélida Sifuentes se redujo a manifestar que se interiorizará en los próximos días de todo el trabajo de su ministerio, aunque el ministro saliente, Eugenio Rojas, le recordó que “estamos en la etapa de industrialización que hay que reforzar” y “como tenemos sobreproducción en algunos rubros, hay que trabajar en la exportación de productos”, abriendo mayores cupos.

El ministro de Trabajo, Milton Gómez, quien en 2010 estuvo solo cinco días en el cargo, dejó claro que se dedicará a resolver los problemas de los trabajadores. Hoy recibe su despacho.