BOLIVIA

Se agrava la tensión con Chile por desvío del Lauca


David Choquehuanca dijo que está dispuesto a defender con su sangre los intereses bolivianos en el río Lauca. Heraldo Muñoz dice que Bolivia "está yendo muy lejos"

David Choquehuanca en el Lauca

31/07/2016

El canciller David Choquehuanca advirtió ayer que está dispuesto a dar su sangre por la defensa de los intereses bolivianos en el río Lauca, supuestamente desviado por Chile. El canciller chileno, Heraldo Muñoz, alertó que el Gobierno boliviano está yendo muy lejos y continúa tensionando las relaciones entre Santiago y La Paz.

Durante una entrevista con el diario paceño Página Siete, Choquehuanca afirmó: “Cuando un boliviano ve el Lauca le hierve la sangre. Y uno dice: estoy dispuesto a derramar sangre, a pelear para recuperar lo que es nuestro, para reclamar nuestro derecho”, indicó el jefe de la diplomacia boliviana a dos semanas de la polémica visita de una comisión de alto nivel a los puertos de Arica y Antofagasta.

Respuesta chilena


La respuesta no se dejó esperar.  "Un canciller mínimamente responsable no puede decir lo que ha afirmado Choquehuanca. Está yendo demasiado lejos", señaló.

"A su visita confrontacional a Chile, ahora el canciller boliviano agrega declaraciones que escalan aún más las tensiones entre los dos países", señaló el ministro de Relaciones Exteriores chileno, agregando que "Choquehuanca y otros miembros del gobierno boliviano hacen apología de la violencia y hablan de "derramar sangre" cuando, paralelamente, llaman al diálogo".

Los dichos de Choquehuanca

Consultado por Página Siete respecto de las declaraciones del vicepresidente Álvaro García Linera que indicó que "estamos preparados para derramar hasta la última gota de sangre…”, Choquehuanca respondió: “Cuando uno ve el Lauca le hierve la sangre. Tienen que ir al Lauca. Entonces, cuando estén ahí parados, van a decir: Estoy dispuesto a derramar sangre, a pelear para recuperar lo que es nuestro, para reclamar nuestro derecho”.

“Cuando uno conoce sus derechos, defiende esos derechos, no permite que se los pisoteen. Si bien hay una acumulación de expresiones, son de rebeldía, de impotencia. Sobre la mediatización, son los medios, no somos nosotros, son los medios los que a veces incurren en sensacionalismo. Yo pienso que hay que administrarlo de manera responsable. En ningún momento nosotros hemos buscado mediatizar esos mensajes. Nosotros hemos ido a hacer nuestro trabajo. Si las autoridades chilenas no nos hubiesen puesto obstáculos, nosotros hubiésemos entrado de manera normal, hubiésemos revisado lo que había que ver, hubiésemos hecho una conferencia de prensa para contar lo que habíamos visto, y ahí hubiese terminado todo”, indicó Choquehucana a Página Siete.

Antecedentes históricos


El Lauca es un río internacional que nace en Chile y discurre
hacia territorio boliviano.
Tras denunciar el desvío de sus aguas en
1962 Bolivia rompió sus relaciones con Chile a nivel de embajadores,
sin que se hayan vuelo a reanudar, salvo un breve paréntesis entre
1975 y 1978.

Las autoridades chilenas aseguran que la utilización del Lauca
llega al 20 por ciento de su cauce y que el resto corre hacia
territorio boliviano.

Durante su estancia en Chile, Choquehuanca estuvo en el río y
después el Gobierno boliviano dijo que Chile desvía 600 metros
cúbicos por segundo del cauce.

Choquehuanca, en la entrevista con Pagina 7, reiteró también que
el Gobierno de Bolivia quiere resolver sus diferencias con Chile
mediante el diálogo: "Nuestro gran deseo es resolver los problemas
de manera bilateral, pero en algunos temas no se puede debido a la
negativa de Chile",
manifestó.

Al respecto, el canciller chileno comentó que "Nadie les cree. Lo
del Gobierno boliviano es un monólogo inconducente. Chile seguirá velando por sus intereses con decidida firmeza y serenidad, por la vía de la resolución pacífica de las controversias"
.

El Gobierno boliviano presentó en 2013 una demanda ante la Corte
Internacional de Justicia (CIJ) de La Haya en busca de un fallo que
obligue a Chile a negociar en firme la centenaria reclamación de la
restitución de su acceso soberano al Pacífico perdido en una guerra
en 1879
.

Y en marzo pasado, el presidente boliviano, Evo Morales, anunció
que su país presentaría una segunda demanda ante la misma corte para
protestar por lo que considera un uso "abusivo" por parte de Chile
de las aguas del Silala
, que para Bolivia son manantiales que
discurren hacia territorio chileno mediante canales construidos en
1908.

No obstante, Chile se adelantó e interpuso en junio pasado una
demanda para defender que el Silala es un río de cauce internacional y que, por tanto, tiene derecho a su aprovechamiento
.



En esta nota



e-planning ad