BOLIVIA

Savina Cuéllar: 'El presidente debe cumplir su palabra'


La exprefecta de Chuquisaca, que pasó de ser asambleísta del MAS a convertirse en una de las principales figuras de la oposición, habló sobre la situación actual del país

La exprefecta y exasambleísta, Savina Cuéllar, visitó EL DEBER Radio la mañana de este lunes (Foto: Miguel Roca)
Escuchar el artículo Pausar Lectura

15/01/2018

"El presidente no era así, era muy humilde y respetuoso. Decía que iba a escuchar al pueblo, que iba a dialogar con el pueblo y nos decía que nosotros éramos sus asesores", así recuerda al presidente Evo Morales, la exprefecta de Chuquisaca, Savina Cuéllar.

La dirigente campesina que fue parte de las filas del Movimiento Al Socialismo y terminó convertida en una de sus más acérrimas opositoras, visitó EL DEBER Radio para conversar sobre la coyuntura política del país.

"Esto no es como en Cuba donde todos tienen que trabajar para el Estado y nadie tiene derecho para reclamar ni para hablar. No queremos eso, queremos vivir en paz que haya democracia y que haya cambios de autoridades, que no se eternicen", explicó sobre la intención de Evo Morales de ser candidato a presidente en 2019 desconociendo el resultado del referendo del 21F que le negó esa posibilidad.

"Cuando derrotamos a Goni (Gonzalo Sánchez) y a Sánchez Berzaín, Evo decía que no entendía como se querían aferrar tanto al poder", recuerda Cuéllar, quien fue asambleísta constituyente del MAS. "Creo que el que asesora al presidente no quiere que deje el palacio, por pega y por interés, y le dicen al presidente que no puede renunciar", acotó.

La dirigente campesina dice que hay descontento en las organizaciones sociales con las decisiones que toma el Gobierno (Foto: Miguel Roca)

La última vez que Savina Cuéllar habló con el presidente fue cuando estaba en la prefectura, y desde entonces no ha intentado comunicarse con él; asegura que las organizaciones sociales no están conformes con las decisiones que se están tomando en el nivel central y que el nuevo Código Penal afecta a varios sectores y no solo a médicos.

La exprefecta está arraigada y tiene cerca de 10 procesos en su contra pero no le preocupan. "El que nada hace nada teme, yo no he robado nada y no he hecho daño a nadie", afirma y dice que su persecución se debe a su postura política. "Hay muchos pensamientos diferentes, no todos pensamos como ellos e inmediatamente somos procesados".

Consultada sobre si volverá a buscar un cargo público, dice que no sabe. "Mi corazón nunca ha buscado candidatura, ni he buscado la Asamblea Constituyente, el pueblo decía que yo debía ir. No sé si volveré a ser candidata, yo lo dejo en manos de Dios", asegura.

 



 




En esta nota