BOLIVIA

Reymi: "Que (Muñoz) le vaya a pedir disculpas a su abuela"


La autoridad considera que el actual Gobierno de Michelle Bachelet es peor que el régimen dictatorial de Augusto Pinochet. Ferreira afirma que no le quita el sueño que no le dieran visa. Heraldo Muñoz exigió que el ministro se disculpe si quiere ingresar a ese país

Escuchar el artículo   Publicidad Pausar Lectura

28/03/2017

El ministro de Defensa, Reymi Ferreira, afirmó que el actual Gobierno de Chile es peor que el periodo dictatorial de Augusto Pinochet, tras que se le denegara la visa para que pueda trasladarse a ese país con el fin de visitar a los nueve ciudadanos bolivianos detenidos en frontera.

"Que (Heraldo Muñoz) le vaya a pedir disculpas a su abuela, yo no tengo porque pedir disculpas por algo que no he dicho, de lo que a él le han informado, que lea bien primero antes de emitir sus opiniones", aseveró en conferencia de prensa.

El titular de la diplomacia de la nación vecina sostuvo horas antes que: "El ministro Ferreira no pisa suelo chileno. Si se disculpa formalmente, estamos dispuestos a reconsiderar su ingreso".



La autoridad boliviana manifestó que "no nos quita el sueño, están en su decisión. Como no nos han dado la visa, no vamos a ir y punto". Resaltó que el Gobierno de la vecina nación "es peor que el régimen de Pinochet".

Explicó que los argumentos con los cuales le negaron el ingreso a la vecina nación son tan "falaces" como aquellos con los que detuvieron a los dos militares y siete funcionarios de la Aduana, que realizaban un operativo contra el contrabando.

Muñoz, canciller chileno, sostuvo que la autoridad boliviana organizó "un boicot contra los productos chilenos" y que por eso no podía obtener el documento para entrar a ese territrio.

Reymi explicó que no existe una declaración o documento que pruebe semejante acusación y ratificó que solo compartió en su cuenta privada en Facebook una imagen que instaba a no consumir productos de contrabando que vienen desde Chile.



"El entorno pinochetista le está haciendo un profundo daño, quizá por eso es que (Bachelet) tiene solo el 20 por ciento de aceptación", agregó. Recordó que en su condición de dirigente universitario viajó sin problemas en la época de la dictadura. 

Lamentó que existan "actitudes prepotentes, soberbias y absurdas", y reiteró que lo que se hace con los nueve detenidos es un completo abuso, y que su intención era solo visitarlos para ver si están bien. 



 




En esta nota