ENTREVISTA

Antonio Remiro Brotóns, 'atrapado' hasta las lágrimas por el litoral


Remiro Brotóns destacó la defensa que hizo el equipo jurídico en la segunda jornada de los alegatos. Dijo que la argumentación fue legal y no histórica

Remiro Brotóns sale de la Corte después de hacer su exposición
Escuchar el artículo Pausar Lectura

21/03/2018

Tras concluir la segunda fase oral de los alegatos, el abogado internacional que representa la causa boliviana, Remiro Brotóns, habló con medios de comunicación en La Haya. Se mostró emocionado con el poncho de los tarabuqueños que le hizo entrega el gobernador de Chuquisaca, Esteban Urquizo, y dijo identificarse con la causa boliviana. 

¿Qué le pareció la segunda jornada de los alegatos?
Ha sido una jornada que ha completado con la de ayer (el lunes) nuestra primera ronda, ha respondido a las expectativas que teníamos en ella, al plan que habíamos concebido y que se ha desarrollado con un incidente tecnológico por la interrupción del sonido en el momento determinado. Estamos muy satisfechos y creemos que, en la medida de nuestras posibilidades, hemos agotado la argumentación favorable a los intereses de Bolivia.

¿Cree que la Corte tiene argumentos sólidos para dar un veredicto favorable a Bolivia?
Ahora habrá que escuchar a la otra parte, decía Cicerón que no había caso que por difícil que sucediera, que una buena retórica no pudiera solucionar, pero claro, Cicerón en aquel momento no tenía en cuenta que cuando hay una parte adversa, su retórica puede ser competida por otra. Creemos que tenemos un caso sólido, tenemos argumentos y tratamos de llegar a la justicia a través del derecho y la interpretación de las normas legales.

 ¿Chile ha criticado mucho la posición de Bolivia de que ha dado argumentos históricos y no jurídicos?

La otra parte no va a salir a los medios a decir que está admirada por la presentación adversaria, lo lógico es que trate de buscar argumentos que debiliten los planteamientos del demandante; es lógico y natural. 

Somos abogados, no historiadores, la historia unas veces es convocada por el derecho y otras no, es decir, la historia no es ajena al derecho cuando el derecho la reclama, por lo tanto, está claro que en un proceso de estas características, con más de 100 años, los planteamientos con relevancia jurídica tienen una relevancia histórica porque no se puede separar lo uno de lo otro. 

Nosotros tenemos muchas cosas más que decir que la parte adversa y esa parte es en que la historia juega porque el derecho la reclama, donde se introducen emociones colectivas de la pasión por la justicia, es una pasión que puede jugar Bolivia y no Chile.

En Chile dicen que Bolivia desperdició escenarios de negociación...

No es que se desperdiciaran, toda negociación tiene una serie de propuestas y contrapropuestas, unas veces resultan y otras no, pero la obligación de negociar sigue viva como ahora desde el punto de vista de Bolivia. 

Se ha explicado muy bien que la Guerra del Pacífico se resuelve con dos pilares: Bolivia pierde su departamento de Litoral y el segundo pilar es que Chile dice ‘usted no se quedará enclaustrada, a usted le daremos una salida al mar’. Y ese segundo pilar está pendiente de ejecución y realización, y pedimos que Chile se siente a la mesa a negociar, pero no es una cuestión de vencedores y vencidos, es una cuestión de vivir juntos en buena armonía. 

Haciendo una comparación de Eduardo Abaroa y que La Haya sea el puente del Topáter, ¿ahora se pelea en los estrados judiciales?

La política se definió como el arte de lo posible, pero el arte de lo posible dentro de un mundo de águilas, porque si la política está manejada por gallinas su vuelo será corto y acabará entre sus propios excrementos, las águilas miran desde lo alto y miran muy lejos, y los buenos políticos son aquellos que son águilas y no gallinas.

Mencioné a Gabriel Gonzales Videla porque me da la impresión de que algún oyente chileno, en mis declaraciones, con poco conocimiento de su propia historia, ha creído que yo estaba avalando a un candidato actual chileno. Chile ha tenido grandes presidentes que han querido solucionar esta cuestión; pues bien, se pide a los gobernantes chilenos que tengan altura mirando su propio interés, no se trata de ganar ni regalar nada, miren su propio interés. Si miran su propio interés y si consideran que Chile y Bolivia tienen que estar hermanados, deben integrarse para el beneficio común.

 



 




Notas Relacionadas



En esta nota