POLÍTICA

Comisión Lava Jato pide investigar a Mesa y este cree que buscan Quiborax II


El caso sale de nuevo a luz en plena carrera preelectoral que impulsa a Carlos Mesa en las primarias. El oficialismo remitirá el informe al Ministerio Público para que coopere con las pesquisas que se realizan en Brasil y Perú


En marzo de 2004 hubo fiesta por los trabajos que comenzaban en el corredor bioceánico
Escuchar el artículo   Publicidad Pausar Lectura

07/11/2018

Mientras la comisión Lava Jato, que indagó la actividad de las empresas Odebrecht y Camargo Correa en Bolivia, pedía la investigación al expresidente Carlos Mesa, el portavoz de este, el abogado Carlos Alarcón, denunció que el Gobierno impulsa otro juicio contra Mesa y dijo que arman el caso Quiborax II, en alusión al juicio anulado que enfrentaba el expresidente.

La presidenta de la comisión Lava Jato, Susana Rivero (MAS), dijo que encontraron “movimientos inusuales y sospechosos” de recursos de al menos ocho personas, todos exfuncionarios de los gobiernos de Gonzalo Sánchez de Lozada, Carlos Mesa y Eduardo Rodríguez Veltzé a quienes debe investigarse.

En horas de la tarde, Alarcón se presentó en plaza Murillo, el centro político del país, para denunciar un sesgo en la investigación y dijo que la comisión y su presidenta no tomaron en cuenta la investigación que presentó EL DEBER el fin de semana y tampoco tomó en cuenta la carta que el lunes envió Mesa a la diputada Rivero, donde pedía que se tome en cuenta la investigación periodística del fin de semana.



Anoche, a las 20:00, aproximadamente, el expresidente publicó un tuit en el que criticaba la investigación y recordaba las cartas que envió a esa comisión desde que empezó la investigación. “Camargo Correa, la vergonzosa investigación de la comisión masista presidida por Susana Rivero, otro Quiborax para “demolerme”, señala la publicación.

El informe

En horas de la mañana, Rivero informó que la investigación concluyó el pasado 2 de octubre y que fue entregada a la Asamblea en ese entonces. Según su documento, se encontró “indicios serios” contra ocho personas, Carlos Mesa encabeza la lista de los funcionarios sospechosos de recibir coimas para manipular contratos a empresas brasileñas.

La legisladora explicó que esta pesquisa investigó a tres gobiernos, cinco proyectos de carreteras y concluyeron que ocho personas tienen indicios suficientes “para implicar en la investigación a un ministro de Goni y dos de Mesa, al propio señor Mesa, dos viceministros suyos y un ministro de Eduardo Rodríguez Veltzé”.



Explicó que el primer indicio es la forma cómo operaron los enviados de la empresa Camargo Correa en otros países y que realizaron la misma tarea en Bolivia. Luego compararon las coincidencias de los viajes y reuniones entre exfuncionarios bolivianos y los gestores brasileños, principalmente en Perú. El tercer eje de la investigación es el movimiento inusual y sospechoso de las cuentas y depósitos bancarios de las personas investigadas.

La mayor parte del informe se basa en documentación que recibieron los legisladores de sus pares peruanos donde supuestamente se realizaban las reuniones entre los empresarios y los políticos. De ese modo se contabilizaron 67 viajes del expresidente Carlos Mesa a 11 países donde supuestamente operó Odebrecht. Los viajes más sospechosos son los que coincidieron con Marcos de Moura Wanderley y Jorge Barata en Perú y Brasil, respectivamente.

Carlos Morales Landivar; Luis Carlos Jemio Mollinedo; Carlos Romero Mallea; Carlos Alarcón Mondonio; Jorge Peredo Flores; Luis Landivar Pereira y Mario Moreno Viruez, cierran el grupo de exautoridades que, según la legisladora, deben ser investigados, pero en los tribunales internacionales donde se realiza esa labor.

Dispuestos

El exministro de Mesa, dijo que ellos están dispuestos a comparecer ante cualquier instancia nacional o internacional sobre este caso para declarar todo lo que saben, y recordó que desde el día que se inició la investigación él y el expresidente renunciaron al secreto bancario y que no solo las autoridades sino que cualquier persona puede pedir informes sobre las cuentas personales de Carlos Mesa y recibir una explicación coherente si existe alguna observación sobre el patrimonio de ambos.



Pero Alarcón dijo que el fondo de este caso no es la investigación en si, sino la decisión política del MAS de impulsar cualquier juicio para dejar fuera de la carrera electoral a Carlos Mesa y que para eso utilizan casos como este que no tienen asidero y que fueron desbaratados en la primera parte de la investigación.

Poco rato después, la diputada Fernanda San Martín, también dijo que la investigación Lava Jato solo tiene el objetivo de perseguir a los opositores al Gobierno y que el mismo arreciará a medida que se acerquen las elecciones primarias. De hecho la diputada Rivero dijo que el informe de esta comisión será considerado por la Asamblea, máximo en dos semanas, la misma apreciación tuvo la presidenta de la Cámara de Diputados, Gabriela Montaño, y dijo que será en una semana.