BOLIVIA

Indígenas masistas rechazan visita de tribunal que aplica la Cumbre de Tiquipaya


El Tribunal Internacional de los Derechos de la Naturaleza debe ingresar al Tipnis a escuchar las quejas contra el Gobierno. Llega mañana a Santa Cruz y amenazan con bloquearlos en Trinidad. Quieren reunirse con Evo 


El fin de semana se supo que los puentes al interior del parque ya fueron concluidos. Foto: Los Tiempos
Escuchar el artículo Pausar Lectura

14/08/2018

Uno de los máximos logros internacionales de Evo Morales ahora es rechazado por los indígenas que representan al Movimientos Al Socialismo. Ramona Moye, diputada del MAS por la región del Territorio Indígena y Parque Nacional Isiboro Sécure (Tipnis), aseguró que no se permitirá el paso de la comisión del Tribunal Internacional de los Derechos de la Naturaleza a las audiencias que tiene previsto en Trinidadcito y Santísima Trinidad, dos comunidades del Tipnis donde juristas internacionales tienen previsto escuchar las denuncias de los indígenas sobre la construcción de la carretera San Ignacio de Moxos-Villa Turani y la invasión de su territorio. De acuerdo con Moye, este tribunal es falso y no ha pedido permiso a ninguna autoridad para llegar hasta el territorio.

Sin embargo, el Tribunal fue quizás el principal triunfo de la política internacional de Evo Morales en la primera mitad de su permanencia en Palacio. Surgió como una instancia simbólica para juzgar los crímenes contra la Pachamama y tiene como ley madre la Declaración de los Derechos de la Madre tierra emanados de la Cumbre de Tiquipaya, aquel evento de ambientalistas denominada I Conferencia Mundial de los Pueblos sobre Cambio Climático y la Madre Tierra. Se realizó en las afueras de la Llajta y que pasó a la historia, además, por el discurso de Evo Morales sobre el pollo, las hormonas y sus efectos en la sexualidad masculina.

 

La visita

Según explica Pablo Solón, de la Fundación Solón, el Tribunal nació en Ecuador en 2014 y ha tenido sesiones en Lima y en Bonn. Hasta allí fue una comisión del Tipnis para solicitarle que vengan a Bolivia a verificar si el Estado boliviano aplica los derechos de la Madre Tierra nacidos en Tiquipaya. Actualmente el tribunal está integrado por el indio Dakota Tom BK Goldtooth, director ejecutivo de la Red Ambiental Indígena de Minnesota; Shannon Bigs, cofundadora de la Alianza Global por los Derechos de la Naturaleza; Alberto Acosta, economista ecuatoriano, y Enrique Viale, presidente de la Asociación Argentina de Abogados Ambientalistas.

Samu Mirtenbaum, parte del Centro de Investigaciones Jurídicas y Sociales (Cejis), detalló que el 15 de este mes estarán en Santa Cruz de la Sierra en un conversatorio en la Radio Santa Cruz, junto con varios colectivos de la ciudad, como la Coordinadora del Medio Ambiente y el Colectivo Árbol. Según Mirtenbaum, la coordinadora es la instancia a partir de la cual se ha articulado toda la estrategia para recibir al tribunal. Por su parte, Eliana Torrico, de Colectivo Árbol, explicó que quieren que este Tribunal conozca de primera mano “que hoy no existe ninguna garantía ni protección que nos permita ejercer el activismo en defensa del medio ambiente sin ser difamados, hostigados, vigilados, agredidos y hasta judicializados”, señala.

Entre el 16 y 18, la comisión del Tribunal tiene previsto trasladarse al Tipnis y ahí comienzan los problemas. “Ya nos hemos enterado de ese supuesto tribunal”, dijo la diputada Ramona Moye. “Estamos aquí, en Trinidad, con todos los corregidores, los vivientes del Tipnis. Ellos no han consultado a nadie para entrar. Ninguno de esos son dirigentes legalmente posesionados por las bases”, reclama la diputada, que aseguró que no les permitirá ir más allá de Trinidad.

Fabián Gil, presidente de la Subcentral Tipnis contraria al Gobierno, dijo que ya está todo listo para el encuentro en Trinidadcito y que en realidad nadie conoce ni a Ramona Moye ni a Carlos Fabricano en las comunidades del Tipnis. Junto al dirigente Pedro Moye denunció que los afines al Gobierno trasladan “a su antojo” a corregidores tsimanes del Alto Sécure para tratar de mostrar legitimidad.

Desde la octava marcha indígena de 2010, la dirigencia del Tipnis quedó dividida en cuatro subterritorios: el río Isiboro y el Bajo Sécure son contrarios al Gobierno y Alto Sécure y la zona colonizada de Conisur son afines al MAS.

Según Ramona Moye, tampoco se ha coordinado con ellos la reunión de Santísima Trinidad, una especie de capital de la zona colonizada del Tipnis, por lo que no aceptarán su llegada hasta el corazón del ingreso de cocaleros al Tipnis. Según Mirtenbaum, la invitación fue hecha por el dirigente Mauricio Guaji y la comisión tenía previsto estar en la zona entre el 19 y 20. El 21 y 22 están destinados a La Paz. Solón señala que la comisión aún espera concretar una reunión con el presidente Evo Morales, al que en su momento consideraron el defensor de los pueblos indígenas de todo el mundo.

La gira de la comisión se cierra el 23 de agosto en Cochabamba. Allí recibirán diferentes denuncias de territorios amenazados por las represas de El Bala y Chepete, Rositas y la exploración de hidrocarburos en Tariquía. Es decir, el tribunal nacido en el apogeo del “evismo pachamámico” se llevará bajo el brazo un catálogo de megaproyectos del Gobierno que ahora son cuestionados por los mismos activistas que le ayudaron a Morales a llegar al poder



 




En esta nota