PERFIL

Hardy Gómez, el asesino de Las Cruces que murió en Chonchocoro


El reo fue asesinado este miércoles en la cárcel de Chonchocoro. En 2013 mató de un disparo al joven Álvaro Escalante en la localidad de Las Cruces

Hardy Gómez en una de las fiestas en las que participaba en su encierro en Palmasola
Escuchar el artículo Pausar Lectura

19/09/2018

Hardy Gómez Vaca cumplía una pena de cárcel de 30 años de presidio cuando fue asesinado este miércoles en la cárcel de Chonchocoro en La Paz. Estaba lejos del lugar que le cambió la vida: Las Cruces, en la ruta Santa Cruz- Porongo, donde asesinó al joven Álvaro Escalante Soliz, la tarde de un domingo de octubre de 2013.

Gómez cumplía su sentencia en Palmasola hasta el año pasado, cuando había sido trasladado, por actos de indisciplina, a la cárcel más peligrosa del país, donde solo unos meses antes había sido asesinado el 'Oti', el hombre que llegó a convertir la cárcel cruceña en un negocio de extorsión que lo hizo poderoso. Fue Hardy, precisamente, uno de los acusados de asesinarlo.

Hardy Gómez disparó a Escalante luego de un altercado que se produjo durante una jornada en la que compartían motoqueros.

"Ellos estaban en una pascana en la cancha de Las Cruces y de pronto se acercó (Hardy Gómez y le dispara, lo mató frente a sus amigos", declaró en aquella oportunidad el abogado de la familia de Escalante, el joven estudiante de la Universidad Gabriel René Moreno, que perdió la vida a los 19 años.

Tras cometer el crimen Hardy huyó junto a su novia con rumbo desconocido, plenamente identificado la Policía emprendió un operativo para encontrarlo. La violencia del hecho conmocionó a toda la sociedad cruceña y en unos días se convirtió en el hombre más buscado del país.

Después del homicidio Hardy, su pareja y su hermano partieron a la medianoche hacia Yacuiba, a donde llegaron a primera hora del domingo. Cruzaron a territorio argentino, pero la Policía Federal de ese país los interceptó, les confiscó $us 24.000 que no declararon y los retornó a Yacuiba.

El contratiempo obligó al trío a retornar a Villa Montes, donde Gómez decidió mandar a su novia en un bus, en el que no le pidieron documentos. Él y su hermano retornaron en su vehículo a Santa Cruz, donde finalmente fue capturado en un domicilio del quinto anillo, radial 17½.

En su declaración, Hardy dijo que no quiso asesinar a Escalante. “Había varios muchachos en la cabaña de Las Cruces. Tenía un arma para cacería porque soy aficionado a la caza. La llevé por si acaso, por si aparecía un animal en el trayecto… Saqué mi arma para mostrarla, apunté y salió el tiro. No hubo discusión, ningún problema con él (Álvaro) porque no lo conocía. Después me asusté y le dije a mi corteja ¡Vámonos!”, indicó Gómez ante el fiscal José Parra.

 

Gómez volvió a ser noticia en 2016, cuando circularon fotos de su cómoda vida en la cárcel de Palmasola: alcohol, música, mujeres y hasta droga. Los reiterados actos de indisciplina en los que se vio envuelto lo terminaron por llevar al lugar en que encontraría la muerte, la cárcel de Chonchocoro en La Paz.

En junio de este año el nombre de Hardy salió a la luz una vez más, esta vez como implicado en la muerte del líder de la red de extorsión que controló Palmasola durante años, Víctor Hugo Escóbar, el 'Oti'. Gómez dijo que Escóbar intentaba meter armas al penal. La sospecha fue que se todo se trataba de una pugna de poderes para controlar la cárcel. 



 




En esta nota