BOLIVIA

Gobierno espera que el juicio civil sea un avance para la extradición de Goni


El proceso comenzará el 5 de marzo en Estados Unidos. La causa fue iniciada por los familiares de las víctimas de octubre de 2003, donde murieron más de 60 personas

El expresidente vive en EEUU desde hace 14 años, tras la 'masacre de octubre de 2003' I Foto: Internet
Escuchar el artículo   Publicidad Pausar Lectura

22/02/2018

El ministro de Justicia y Transparencia Institucional, Héctor Arce, espera que el juicio civil, que se instalará el 5 marzo próximo en Estados Unidos (EEUU) contra Gonzalo Sánchez de Lozada (Goni) y Carlos Sánchez Berzaín, sea un avance para que el poder político de ese país viabilice su extradición a Bolivia.

“Esperamos que el Gobierno de los EEUU, viendo el accionar de su propia justicia, del juez de la Corte del Distrito James Cohn de Miami, Florida; permita que estas personas lleguen a Bolivia a responder a la justicia por la muerte de más de 60 personas y 400 heridos”, afirmó Arce en conferencia de prensa.

Conoce más: 



Lamentó que el caso de estas dos exautoridades fuera “bloqueado” por la actitud -según su opinión- cómplice del Gobierno de EEUU que, pese a la insistencia, pedidos y gestiones que realizó la administración del presidente Evo Morales y la Fiscalía General del Estado, no aceptó la petición de extradición.

“Este juicio civil en Estados Unidos, que es separado del juicio de responsabilidades, es un incentivo y elemento que ojalá sea tomado en cuenta por el poder político estadounidense y puedan darse cuenta que en Bolivia se han vivido una serie de violaciones a los derechos humanos”, afirmó la autoridad.

Lea también: 

Aclaró que este proceso civil en EEUU es una iniciativa privada llevada adelante por un grupo de familiares de una decena de víctimas de la denominada 'masacre de Octubre de 2003', en el que el Estado no ha participado, pero que hará el seguimiento respectivo.



Ambos acusados comparecieron en una etapa previa y alegaron inocencia. El juicio se iniciará el 5 de marzo próximo en la Corte Federal de Fort Lauderlade, Florida, tras haberse rechazado una objeción presentada por los demandados.



 




En esta nota