BOLIVIA

Gobierno acepta retomar el diálogo con la UPEA, pero sin tocar la Ley 195


Son casi dos meses de conflicto que cumple la universidad de El Alto. Las autoridades nacionales insisten en que se realicen auditorías para transparentar el funcionamiento

La autoridad respondió a dos notas enviadas por la universidad de El Alto I Foto: archivo.
Escuchar el artículo Pausar Lectura

29/06/2018

El ministro de la Presidencia, Alfredo Rada, confirmó que el Gobierno nacional acepta retomar el diálogo con la UPEA, pero recalcó que en ese debate no se contemplará la modificación de la Ley 195 de Cooparticipación Tributaria, debido a que se afectarían los recursos que reciben otros sectores.

Sostuvo que la cita tendrá lugar el domingo a las 14:30 en instalaciones del Fondo de Desarrollo Social, ubicado sobre la calle Pedro Salazar de la ciudad de La Paz. Se admitirá una delegación de 10 personas por parte de la universidad de El Alto. 

Conoce más:

"Estoy dirigiendo una respuesta al señor Ricardo Nogales, rector de la UPEA, señalando que el Gobierno reitera que la modificación de la Ley de Cooparticipación Tributaria no está en debate porque se podría afectar a algún otro sector", dijo la autoridad en un pronunciamiento de prensa.

Manifestó que "están dadas las condiciones mínimas para restablecer el diálogo" y se encaminará el reinicio de las conversaciones con autoridades del Órgano Ejecutivo, tomando en cuenta que las misivas de la UPEA fueron dirigidas a Presidencia y el vicepresidente, Álvaro García Linera.

Lea también: 

La UPEA dispuso este viernes aplicar una tregua de 72 horas en sus movilizaciones por mayor presupuesto, tras que arribara a la sede de Gobierno una marcha que transitó la carretera a Oruro y que intentó ingresar ayer a plaza Murillo para entregar una carta escrita con sangre.

Son casi dos meses de protesta y la universidad alteña insiste en la modificación de la Ley 195 de Coparticipación Tributaria, para obtener un presupuesto de al menos 152 millones de bolivianos anuales, sin contar otros ingresos como el Impuesto Directo a los Hidrocarburos (IDH).

 



 




En esta nota