BOLIVIA

Exviceministro cree que la nueva ley de coca provocará presión de otros países


El ex zar antidroga de Bolivia observó la justificación del Gobierno para aumentar los cultivos de coca en el país y advierte las consecuencias 


01/03/2017

Ernesto Justiniano, ex viceministro de Defensa Social, dijo este miércoles que la nueva ley de coca, que será promulgada por el Ejecutivo, provocará la presión de países vecinos como Brasil y Argentina, que expresarán su preocupación por la ampliación de las hectáreas de coca y los efectos que esta ocasionará.

Justiniano afirmó que este proyecto de ley, aprobado en la Cámara de Diputados y Senadores, está permitiendo el incremento de 15.700 a 40.000 toneladas métricas de coca al año, situación que traerá consecuencias inmediata de los países antes mencionados.

“Argentina, que es uno de los países que más cocaína está consumiendo, y Brasil, que recibe el 80% de la cocaína producida en Bolivia, deben estar con el teléfono llamando al Gobierno boliviano para pedir explicaciones de algo que injustificable”, explicó Justiniano tras una entrevista en EL DEBER Noticias.

“Este cambio genera una mayor atención a escala mundial de la cocaína que se puede producir en Bolivia, y, ojo, cuidado que vengan más narcotraficantes de otras partes porque se está aumentando el colchón legal. El tema del factor de conversión de la coca-cocaína hace años que está omitiendo adrede en el país”, acotó el ex zar antidroga de Bolivia.

Por su parte, el diputado del Movimiento Al Socialismo (MAS), David Ramos, lamentó el rechazo a la ley de la coca, que fue sancionada por la Cámara de Senadores y aguarda su promulgación.

El asambleísta defendió a los productores de coca y consideró que quienes se oponen a la ley representan al pasado y a la oposición.

 También se refirió a la carta firmada por 56 intelectuales y profesionales del país cuestionando el proyecto de ley. "Queremos expresar nuestra indignación, nuestra protesta por la cartas", dijo Ramos.

 

 

 

  

 



En esta nota