BOLIVIA

Evo ya designó a nuevo jefe de la Casa Militar


El ministro de la Presidencia informó que ya se tomó la determinación. El anterior fue relegado tras el robo de los símbolos del poder en las afueras de un burdel de El Alto

El primer mandatario acudió sin ambos símbolos a la parada militar en Cochabamba I Foto: archivo.
Escuchar el artículo   Publicidad Pausar Lectura

14/08/2018

Evo Morales ya tomó una decisión. Existe un nuevo jefe de la Casa Militar, tras es el escándalo por el robo de la medalla y la banda presidenciales, en afueras de un prostíbulo en la ciudad de El Alto, la pasada semana.

Alfredo Rada, titular de la Presidencia, informó que el primer mandatario ya eligió a quien reemplazará al general Alberto Mansilla Pozo, relegado de su cargo, tras que saliera a luz el hurto de los símbolos de poder, que estaba bajo el resguardo de su ayudante, el ahora exteniente Roberto Juan de Dios Ortiz Blanco.

Conoce más: Tribunal cita al exjefe de la Casa Militar por robo de medalla y banda

El exjefe de esa instancia ahora afronta un sumario informativo y el ministro de Defensa, Javier Zavaleta, pidió que corra la misma suerte que el oficial, que fue dado de baja de forma definitiva y que ahora afronta un proceso en la justicia ordinaria.

"Sí, corresponderá al Ministerio de Defensa revelar el nombre, pero sí, se ha cubierto (es vacante)", manifestó escuetamente el titular durante la inauguración de una de las salas de prensa de la Casa Grande del Pueblo.

Lea también: Zavaleta dice que exjefe de Casa Militar merece también baja definitiva

Ayer se informó que el Juez Sumariante convocará a las personas que crea conveniente dentro del caso. Se espera que Mansilla acuda a declarar y que el proceso culmine con su alejamiento del Ejército.

El exjefe militar confió en su ayudante, exteniente Roberto Juan de Dios Ortiz Blanco, el cuidado de la banda y medalla presidenciales, que fueron sustraídas cuando el uniformado acudió a prostíbulos de la zona 12 de octubre, tras perder el vuelo que lo debía llevar a Cochabamba, para la parada militar.



 




En esta nota