POLÍTICA

Evo cree que Chile busca evitar que el papa hable del mar por miedo


El Gobierno de Michelle Bachelet pretende que Francisco no se pronuncie sobre el centenario diferendo con Bolivia

El papa Francisco viajará del 15 al 21 de enero a Chile y Perú

08/11/2017

“Por miedo el gobierno chileno pide a hermano papa Francisco que no hable de demanda #MarParaBolivia. Pero la verdad es imparable como el mar (sic)”, escribió en su cuenta oficial en Twitter el presidente, Evo Morales.

El jefe de Estado reaccionó de esa forma ante el planteamiento del Gobierno de Michelle Bachelet, que pretende que el pontífice se abstenga de abordar la centenaria causa que se ventila en la Corte Internacional de Justicia (CIJ) de La Haya.

“Oligarquía chilena hace aguas, quiere callar a Papa para frenar apoyo creciente a #MarParaBolivia. Pero la verdad es tan inmensa como el mar" (sic), agregó el primer mandatario en esa red social.

 El embajador y excanciller chileno, Mariano Fernández, explicó que las autoridades piden al papa Francisco, lo que esperan también suceda en toda la opinión pública: “Que se abstengan de opinar" en espera de que se exprese La Haya.

El papa Francisco viajará del 15 al 21 de enero a Chile y Perú en el que será su quinto viaje a Latinoamérica. En una visita a Bolivia el papa sostuvo que hay que “evitar conflictos con los países hermanos" y añadió: “Estoy pensando en el mar. Diálogo, diálogo".
Palabras que no sentaron bien en algunos sectores de Chile al considerar que el diálogo concluyó en el momento en el que el tema ha pasado a los jueces de La Haya.

En 2013, el Gobierno de Evo Morales demandó a Chile ante el Tribunal de La Haya para poder tener una salida al océano Pacífico.
El embajador chileno ante la Santa Sede explicó que cualquier tipo de declaración se puede “distorsionar" como “se distorsiona al papa y a otras personas".

Fernández explicó que en el Vaticano “hay una perfecta comprensión del tema" y prueba de ello es que desde que el papa habló en su viaje a Bolivia en 2015 de la demanda marítima, la Santa Sede no se ha vuelto a referir a ello.



En esta nota



e-planning ad