POLÍTICA

El Gobierno niega que Leyes sea un preso político


El edil dice que el MAS quiere recuperar Cochabamba mirando hacia el 2019

El alcalde detenido de Cochabamba se defiende por redes sociales
Escuchar el artículo Pausar Lectura

12/09/2018

Luego de la difusión del video en el que José María Leyes se declara ‘preso político’, el Gobierno salió a cruzar al alcalde procesado de Cochabamba y ratificó su acusación de que Demócratas había convertido la Alcaldía de Cochabamba en una caja chica. Desde el valle, el vicepresidente del Estado, Álvaro García Linera, aseguró que Leyes debe pedir disculpas a su pueblo por instalar una mafia en la comuna.

“Se ha demostrado la estafa a Cochabamba. Ahora, la última denuncia es que se armó toda una mafia institucional para que las contrataciones estén a cargo de un grupo institucionalizado que venía de Santa Cruz”, dijo.

García Linera se refería a declaraciones de exfuncionarios de Leyes, que contaron ante el fiscal que procesa al exalcalde por cinco delitos de corrupción pública sobre cómo se modificó la estructura municipal para que tres cruceños -un amigo de infancia de Leyes, una experta en licitaciones y un abogado- se hicieran cargo de los contratos y licitaciones del municipio y de la empresa de agua.

La defensa

Leyes reapareció el lunes a través de sus redes sociales después de casi tres meses de encierro. Aunque está prohibido de hacer declaraciones a la prensa sobre el caso mochilas, el alcalde, que tiene detención domiciliaria, encontró la forma de romper el silencio. “Las acusaciones en mi contra seguirán apareciendo, inventadas, prefabricadas, sin pruebas, pero hechas al amparo de todo el aparato comunicacional y judicial que hoy controla el Gobierno. Quieren hacernos creer que somos como ellos. Hoy seré un prisionero político, pero nunca seré un prisionero del miedo”, dijo y agregó que el MAS quiere recuperar el control de Cochabamba con miras a 2019.

Negó que haya comprado un sistema de vigilancia por cámaras de video con sobreprecio de Bs 29 millones. Rocío Molina, concejal del MAS que comenzó las denuncias contra Leyes, asegura que no solo hay sobreprecio, sino que eludió la licitación usando un artículo que permite contratar de forma directa cuando se trata de traslado de tropas. Ella critica que el alcalde no haya declarado hasta la fecha y se quiera defender sobre la base de que es un preso político. “Demócratas no solo convirtió a Cochabamba en su caja chica, sino que hubo una gran parranda de corrupción y hoy viven el chaqui”, aseguró Molina.