MUNDO

De Mesa dice que volvería a echar a Quiborax a un día de declarar en Sucre


El expresidente dice que cuando Evo Morales nacionaliza recursos naturales hay que "aplaudirlo y considerarlo un héroe" pero cuando "otros lo hacemos, acabamos en el banquillo de los acusados"


Carlos Mesa es acusado de haber generado un daño económico al Estado en 2004
Escuchar el artículo   Publicidad Pausar Lectura

18/06/2018

Dentro de la proposición acusatoria por el caso Quiborax contra el expresidente de la República, Carlos De Mesa, comienzan a desfilar los primeros declarantes; este lunes declaró la ex subprocuradora general Elizabeth Arismendi y se prevé que en la tarde se presente otra ex autoridad procuradurial y para este martes el turno del principal sindicado, Carlos Mesa.

El ex mandatario ya llegó a Sucre y se anuncia que está tarde se apersonará a la Fiscalía General para entregar un nuevo memorial.

De Mesa es acusado de haber generado un daño económico al Estado por haber expulsado a la empresa Quiborax en 2004, lo que provocó un largo arbitraje iniciado en 2008 y que culminó hace poco con un resultado adverso para Bolivia, que realizó un pago millonario a la firma chilena. 



Lee más:

El caso recién está en la fase de investigación preliminar de la proposición acusatoria que presentó la Procuraduría General del Estado contra Mesa y otros ministros por o cual el expresidente no puede ser detenido.

Lo volvería a hacer

"Si volviera a estar en el trance de tomar una decisión sobre Quiborax-NMM, haría exactamente lo mismo, porque era lo que había que hacer, lo único posible y lo único correcto", escribió este lunes el expresidente Carlos De Mesa a un día de presentarse a declarar ante la Fiscalía General del Estado por el proceso iniciado en su contra a petición de la Procuraduría.



Te puede interesar:

"En el mundo al revés en el que se mueve el gobierno del Presidente Morales, cuando su gobierno nacionaliza y paga compensaciones (que ya superan largamente los 1.000 millones de dólares) hay que aplaudirlo y considerarlo un héroe en defensa de los intereses del Estado, pero cuando otros tomamos decisiones de esa magnitud en favor de un departamento y un país, acabamos en el banquillo de los acusados, con imputaciones como daño económico al Estado, resoluciones contrarias a la Constitución y las leyes y conducta antieconómica", lamentó De Mesa. 



 




En esta nota