BOLIVIA

Bolivia rechaza la acusación temeraria del canciller de Chile


Heraldo Muñoz dijo que hubo al menos 10 casos de militares bolivianos vinculados a automóviles robados desde 2010. Mañana se reúne el Comité de Fronteras en instalaciones del Hotel Camino Real

La autoridad explicó que se realizaron consultas para ver si existieron denuncias. (Imagen de archivo)

24/07/2017

Como una "acusación temeraria", así el ministro de Bolivia, Reymi Ferreira, calificó la versión ofrecida por el canciller de Chile, Heraldo Muñoz, que habló de "al menos 10 casos de militares bolivianos vinculados a casos de automóviles robados desde 2010 en adelante".

La autoridad criticó que el ministro del Gobierno de Michelle Bachelet no presente "documentos, circunstancias, nombres o años" en los que tuvieron lugar esos hechos. 

Conoce más I Chile reclama a Bolivia por autos robados utilizados por militares

"Nos parece grosero que se quiera acusar a que FFAA estarían robando en territorio chileno. Eso no es cierto, no ocurrió, no hay ni un solo incidente", explicó Ferreira en conferencia de prensa y anticipó que "los carabineros no sean cómplices del contrabando, como fueron el 19 de marzo.

Durante esta jornada Muñoz explicó que "la Fiscalía (de Chile) desde 2011 ha realizado 52 solicitudes de información a Bolivia por automóviles robados y en ese periodo Bolivia devolvió un número significativo de vehículos que son 344, pero de un total de 1.496, entonces es un asunto que hay que resolver". 

Lea también I Muñoz desautoriza el ofrecimiento de Enríquez-Ominami 

Ferreira recordó que solo se encontró un caso en el que se involucraron militares con la detención de un vehículo sospechoso procedente de Chile en territorio boliviano, en 2015, un caso que fue debidamente reportado.

Informó que se recibieron cerca a 600 motorizados, transferidas incautadas al contrabando, de los cuales más de 100 ya fueron regularizados. "En los últimos casi 400 vehículos fueron devueltos a Chile en este último año", enfatizó. 



En esta nota



e-planning ad