BOLIVIA

Abogados aconsejaron a Chile no objetar la competencia de La Haya


El excanciller de Chile realiza la revelación. Dicho recurso salió a favor del Bolivia en septiembre de 2015 y dio paso al análisis de fondo de la demanda marítima nacional

Se aguarda para este año el veredicto de esa instancia sobre el pedido de diálogo de buena fe I Foto: archivo.
Escuchar el artículo Pausar Lectura

25/05/2018

El excanciller de Chile, Heraldo Muñoz, reveló hoy que los abogados que representan a ese país ante la Corte Internacional de Justicia (CIJ), le recomendaron no presentar la objeción preliminar a esa instancia dentro del juicio marítimo que inició Bolivia.

Chile decidió objetar la competencia de la CIJ en 2014, argumentando que los límites entre el país y Bolivia estaban resueltos y que fueron establecidos por el Tratado de 1904. Por tanto, la Corte no tenía jurisprudencia para obligar al país a negociar con su vecino al respecto.

Conoce más:  

"Los abogados internacionales nos recomendaron no interponer la objeción preliminar, pero decidimos usar todos los pasos a los que teníamos derecho en el caso, y salimos ganadores en la sustancia pues la Corte recortó el caso boliviano, diciendo que no estaba en cuestión el Tratado de 1904, que el caso era sobre una supuesta obligación de negociar, desechando así el argumento escrito boliviano de que existía un 'derecho de acceso soberano al mar'", dijo Muñoz, de acuerdo al reporte de 'Emol'.

El excanciller sostuvo que la Corte añadió que "si existiese una obligación de negociar, la Corte no podía prejuzgar un resultado, el cual dependería exclusivamente de las partes: Chile y Bolivia".

Lea también: 

Muñoz agregó: "le trasladé a la Presidenta de la República, a los ex cancilleres (la advertencia) (...) Y concluimos que se iba a saltar una etapa la cual teníamos pleno derecho a ejercer. Aunque la perdiéramos", añadió.

Confesó que "una de las principales predicciones que se barajaba era que el tribunal se pronunciara sobre la objeción y que al mismo tiempo lo hiciera sobre el fondo de la problemática. "Esa era una de las hipótesis. Pero éramos muy realistas y pensábamos que la posibilidad de ganar la objeción preliminar era bajísima. Pero que teníamos el derecho de cuestionar la competencia de la Corte".



 




En esta nota